• Una visión general del asentamiento israelí Maale Adumim, en ocupada Cisjordania, 17 de noviembre de 2018. (Foto: AFP)
Publicada: lunes, 31 de diciembre de 2018 19:10
Actualizada: lunes, 31 de diciembre de 2018 19:32

Israel planea construir un nuevo asentamiento en la Cisjordania ocupada, para lo que ha adjudicado 118 hectáreas más de los territorios palestinos.

Así ha denunciado este lunes la ONG israelí Peace Now (Paz Ahora) respecto a la adjudicación por parte de las autoridades israelíes de una amplia parte de la tierra al sur de la ciudad palestina de Beit Lahm (Belén), en Cisjordania, con el fin de planificar la construcción de una nueva colonia llamada Guivat Eitam.

“La importancia de asignar el terreno ahora al ministerio de vivienda para planificar es que será posible preparar en unos pocos meses o pocos años un plan detallado para ser aprobado por las instituciones de planificación, y después será posible comenzar la construcción”, ha alertado la ONG.

Paz Ahora ha alertado de que el referido plan, conocido por el mundo diplomático y los medios de comunicación como “E2”, de ser implementado, “podría destruir las posibilidades para la solución de dos estados”, uno israelí y otro palestino.

Hace unos días, la misma organización reveló que Israel ha licitado en 2018 un número récord de viviendas para los colonos en la ocupada Cisjordania y lo atribuyó a la presión ejercida por el primer ministro del régimen de Tel Aviv, Benjamín Netanyahu.

La importancia de asignar el terreno ahora al ministerio de vivienda para planificar es que será posible preparar en unos pocos meses o pocos años un plan detallado para ser aprobado por las instituciones de planificación, y después será posible comenzar la construcción”, alerta la ONG Peace Now (Paz Ahora) del acto de Israel de adjudicar 118 hectáreas en la ocupada Cisjordania.

El informe, en concreto, indica que desde el principio de 2018 se publicaron licitaciones para 3808 unidades de vivienda en Cisjordania, comparadas con las 3154 del año pasado.

Además de estas licitaciones, entre el martes y el miércoles el régimen de Tel Aviv aprobó planes para construir unas 2200 nuevas viviendas en los territorios palestinos ocupados.

Alrededor de 600 000 colonos israelíes viven en más de 230 asentamientos ilegales construidos en los territorios ocupados de Palestina desde 1967, incluida la ciudad de Al-Quds (Jerusalén) y Cisjordania.

Las citadas construcciones de Israel contradicen la resolución aprobada en el Consejo de Seguridad de Naciones Unidas (CSNU) en diciembre de 2016, que insta a Israel al “cese inmediato y completo de todas las actividades de asentamiento en los territorios palestinos ocupados”.

Sin embargo, Netanyahu, ha amenazado no solo con seguir construyendo miles de viviendas ilegales en Cisjordania, sino con “acelerar la demolición de las casas” de los palestinos.

tqi/ktg/fmd/rba

Comentarios