• Migrantes esperan en el puente internacional entre México y Estados Unidos ciudad Del Rio, Texas, 16 de septiembre de 2021. (Foto: Reuters)
Publicada: sábado, 18 de septiembre de 2021 23:14

La Administración de Biden anuncia sus planes para acelerar expulsión de miles de migrantes, en su mayoría haitianos, que llegaron estos días a Texas.

En un comunicado, el Departamento de Seguridad Nacional de EE.UU. informó el sábado que afina un plan para deportar a al menos 14 800 migrantes, mayoritariamente de Haití, que se encuentran en miserables condiciones en un campamento improvisado debajo del puente internacional que une Del Río (Texas, EE.UU.) con Ciudad Acuña (México).

Aunque oficialmente no se ha anunciado el plan, según los medios, consistiría en aumentar la capacidad de los vuelos de deportación. Al respecto, el diario Washington Post, citando a autoridades migratorias, informó que se estarían preparando entre cinco y ocho vuelos diarios a Haití. Mientras que el periódico New York Times publicó que la Administración de Joe Biden tiene tres vuelos planeados para el domingo hacía Haití y otros países de América Latina.

De acuerdo con los informes, las autoridades estadounidenses también planean trasladar a algunos de los indocumentados a otras partes de la frontera, en las que no hay tanta afluencia de migrantes.

“La Administración de Biden está en completo desorden y está manejando la crisis fronteriza tan mal como la evacuación de Afganistán”, criticó el jueves el gobernador de Texas, Greg Abbott, y anunció que ha ordenado a la Policía estatal y la Guardia Nacional que mantuvieran su presencia en los puertos de entrada para disuadir los cruces.

 

En los últimos meses, la frontera suroeste de EE.UU. se ha visto inundada por una oleada de cruces no autorizados sin precedentes en las últimas dos décadas. Según los datos oficiales, cerca de 200 000 migrantes fueron arrestados en este espacio limítrofe solo en agosto.

El presidente estadounidense, Joe Biden, enfrenta críticas por no cumplir su promesa electoral de revertir rápidamente muchas de las políticas migratorias más restrictivas de su predecesor en el cargo, el republicano Donald Trump, así como por dar la luz verde a la entrada de migrantes al territorio estadounidense.

rth/ncl/rba