• Un enfermero atiende a una paciente infectada de coronavirus en un centro médico en Teherán (capital), 4 de abril de 2020. (Foto: Fars News)
Publicada: lunes, 6 de abril de 2020 14:23

La organización pro derechos humanos Human Rights Watch (HRW) critica a EE.UU. por su negativa a levantar sanciones a Irán en medio de la pandemia de COVID-19.

Las amplias sanciones económicas impuestas por EE.UU. están afectando negativamente la capacidad del Gobierno iraní para responder de manera adecuada a las crecientes consecuencias sanitarias de la pandemia del nuevo coronavirus (COVID-19)”, ha advertido el organismo pro derechos humanos.

En un comunicado difundido este lunes en su página web, la oenegé ha denunciado que las restricciones estadounidenses al sistema bancario de Irán han limitado la capacidad del país persa para importar artículos humanitarios, incluidos medicamentos y equipos médicos.

Al respecto, HRW ha recordado la disminución del 50 % al 10 % del número de las “licencias generales” emitidas por la Oficina de Control de Activos Extranjeros (OFAC, por sus siglas en inglés) para exportar los insumos antes mencionados a Irán.

Esto significa que los equipos cruciales para combatir el virus, incluidos los respiradores, escáneres de TC, desinfectantes y mascarillas requieren una licencia especial, agrega, mientras señala que tales medidas coercitivas impiden a los bancos y las compañías internacionales hacer negocios con Irán por temor a ser castigados por Washington.

 

El organismo ha subrayado, además, que el derecho internacional obliga a cualquier país que imponga sanciones a “considerar el impacto en los derechos humanos de la población afectada, sobre todo en relación con su acceso a bienes esenciales para la vida, entre ellos, los medicamentos y la comida.

Por ello, ha insistido en la necesidad de que Washington tome medidas inmediatas para aliviar las sanciones antiraníes y ampliar la concesión de licencias de artículos exentos de sanciones para garantizar el acceso de Irán a recursos humanitarios esenciales en medio de la pandemia.

Pese a todas esas preocupaciones también expresadas por otras organizaciones internacionales, entre ellas las Naciones Unidas, el Gobierno estadounidense, presidido por Donald Trump, se ha negado, hasta el momento, a ejercer un cambio en su posición, insistiendo en su hostilidad hacia Irán.

fmk/ctl/ask/mjs