• La sede del Departamento del Tesoro de EE.UU., ubicada en Washington, la capital estadounidense.
Publicada: jueves, 18 de julio de 2019 22:34

El Gobierno de EE.UU. ha impuesto sanciones contra dos exgobernantes y dos miembros de alto rango de las fuerzas populares de Al-Hashad Al-Shabi de Irak.

EE.UU. ha aplicado sanciones contra “cuatro individuos iraquíes implicados en graves asuntos de corrupción o de violación de los derechos humanos”, ha anunciado este jueves la Oficina de Control de Activos Extranjeros, (OFAC, por sus siglas en inglés) del Departamento del Tesoro estadounidense.

Los embargos afectan en concreto a los exgobernadores Nawfal Hamadi al-Sultan y Ahmed al-Juburi, y a otros dos individuos identificados como Rayan al-Kildani y Waad Qado, vinculados con las Unidades de Movilización Popular (Al-Hashad Al-Shabi, en árabe).

A raíz de esas medidas coercitivas, todas las propiedades y los intereses de estos individuos y cualquier entidad que sea propiedad directa o indirecta, del 50 % o más de estos individuos que estén en Estados Unidos, en posesión o en control de personas estadounidenses, serán bloqueados, ha indicado la OFAC en un comunicado.

EE.UU. ha aplicado sanciones contra “cuatro individuos iraquíes implicados en graves asuntos de corrupción o de violación de los derechos humanos”, anuncia la Oficina de Control de Activos Extranjeros, (OFAC, por sus siglas en inglés) del Departamento del Tesoro estadounidense.

 

La enemistad del Gobierno de Estados Unidos con las fuerzas populares y de resistencia en la región tanto en Irak como en Siria y El Líbano se produce, a pesar del destacado rol que estos movimientos han desempeñado en la lucha contra las agrupaciones terroristas en la región.

LEER MÁS: EEUU incluye al Hezbolá de Irak en su lista de sanciones

LEER MÁS: Informe: EEUU presiona a Irak para disolver las fuerzas populares

Las Al-Hashad al-Shabi, por ejemplo, que fueron conformadas en 2014 tras una “fatwa” (edicto religioso) lanzada por el máximo clérigo chií de Irak, el ayatolá Seyed Ali Sistani, para instar al pueblo iraquí a adherirse a la lucha antiterrorista del Gobierno, jugaron un rol predominante en la derrota de la banda extremista EIIL (Daesh, en árabe) en este país.

El papel ejercido por estas unidades es tal que, en noviembre de 2016, el Parlamento iraquí aprobó una ley que reconocía a las Al-Hashad Al-Shabi, integradas por chiíes y suníes, como parte de las Fuerzas Armadas del país, colocándolas bajo el mando del primer ministro de Irak. 

LEER MÁS: Irak emite decreto que ordena organización de Al-Hashad Al-Shabi

 

mnz/ctl/mrz/alg

Comentarios