• El director general del Departamento de Control de Armas del Ministerio de Exteriores chino, Fu Cong, habla con los periodistas.
Publicada: jueves, 17 de diciembre de 2020 18:35

China no apoya renegociar el pacto nuclear con Irán, pero reafirma que EE.UU. es clave para salvar este hito de la diplomacia, del que este último salió en 2018.

En una entrevista que concedió el miércoles a la cadena local CGTN, tras asistir a la reunión virtual de la Comisión Conjunta del Plan Integral de Acción Conjunta (PIAC o JCPOA, por sus siglas en inglés) —nombre oficial del mencionado pacto—, el director general del Departamento de Control de Armas del Ministerio de Asuntos  Exteriores chino, Fu Cong, reiteró la oposición de Pekín a cualquier cambio a la versión original del acuerdo.

Fu destacó la importancia del regreso de Estados Unidos al JCPOA y subrayó que Irán ha dejado claro que si Washington lo hace y se levantan las sanciones impuestas en su contra, rescindirá todas las medidas que ha tomado para reducir los compromisos que asumió en virtud del pacto.

No tenemos motivos para dudarlo, precisó el titular chino, aduciendo que el comportamiento de Irán en la implementación de sus obligaciones fue ejemplar hasta antes de que Estados Unidos abandonara el tratado firmado en 2015 por Teherán y el Grupo 5+1 —entonces formado por EE.UU., el Reino Unido, Francia, Rusia y China, más Alemania—.

 

Creemos que el regreso de Washington al JCPOA es clave para desbloquear la situación actual. Por supuesto, queremos decir que Estados Unidos debe volver a sus obligaciones en virtud del acuerdo y levantar todas las sanciones relacionadas, es decir, tanto las sanciones impuestas a Irán como las aplicadas a las partes terceras”, recalcó Fu.

El futuro del acuerdo nuclear es incierto, dado que la Administración del saliente presidente de EE.UU., Donald Trump, lo abandonó en mayo de 2018 y reimpuso sanciones económicas a Irán para obligarlo a firmar un pacto más intrusivo. Y no contento con esa medida ilegal y su ‘presión máxima’, Washington presionó a sus socios europeos para que abandonaran el pacto.

Europa, pese a mantenerse dentro del acuerdo, por lo menos de palabra, no ha hecho nada para zanjar la crisis. Irán ha adoptado medidas de represalia, suspendiendo algunos de sus compromisos nucleares, pero aclara que sus pasos son reversibles y que volverá a implementar plenamente el acuerdo, si el resto de signatarios hace lo mismo.

En reiteradas ocasiones, Irán ha puesto énfasis en que el acuerdo nuclear no es renegociable, pero acoge con beneplácito un posible regreso al acuerdo de la nueva Administración estadounidense.

msm/ctl/krd/rba