• La foto que según el Ejército birmano muestra a un rohingya sobre cuerpos budistas, pero que en realidad son bangladesíes asesinados por paquistaníes.
Publicada: viernes, 31 de agosto de 2018 9:11
Actualizada: viernes, 31 de agosto de 2018 18:27

El Ejército de Myanmar recurre a ‘fotos falsas’ para demostrar lo que intenta probar como la ‘brutalidad’ de los rohingyas hacia los étnicos locales.

En una de estas fotos publicadas en blanco y negro en un libro del Ejército birmano (Tatmadaw) sobre la crisis rohingya, se ve a un hombre de pie sobre dos cuerpos, empuñando una herramienta agrícola. “Los bengalíes mataron brutalmente a las etnias locales”, se lee en la descripción de la foto, donde con lo de bengalíes, el libro trata de señalar a los rohingyas como “inmigrantes ilegales”.

La foto aparece en una sección del libro sobre disturbios étnicos en Myanmar en la década de 1940 y según la versión de Tatmadaw, muestra a budistas asesinados por los rohingyas.

Sin embargo, un análisis elaborado por la agencia británica de noticias Reuters y publicado este viernes, indica que la foto fue tomada en realidad durante la guerra de independencia de Bangladés en 1971, cuando cientos de miles de bangladesíes fueron asesinados por las tropas paquistaníes.

De hecho, el Ejército birmano publicó en el libro tres fotos del referido tipo, dos de las cuales, fueron tomadas originalmente en Bangladés y Tanzania, mientras la tercera fue etiquetada falsamente como rohingyas que entran en Myanmar desde Bangladés, cuando en realidad mostró a los migrantes que salían del país, conforme al estudio de Reuters.

El libro titulado ‘Política de Myanmar y el Tatmadaw Parte 1’ —Myanmar Politics and the Tatmadaw Part 1, en inglés— de 117 páginas relata la narrativa del Ejército de Myanmar de agosto de 2017, cuando unos 700 000 rohingyas huyeron del estado noroccidental de Rajine a Bangladés, debido a una campaña militar en su contra.

Un reciente informe de la Organización de las Naciones Unidas (ONU), publicado el lunes, denuncia que el Ejército de Myanmar es autor de un sinnúmero de casos “perpetrados a escala masiva” de asesinatos, violaciones en masa, esclavización, violencia contra niños y la quema de pueblos enteros de los rohingyas.

El Gobierno birmano, no obstante, sigue negando los abusos contra rohingyas pese a las evidencias registradas en fotos, vídeos e informes y hasta ha rechazado autorizar la entrada de la misión de las Naciones Unidas, por lo que rechaza su informe y cualquier resolución que se adopte sobre genocidio de rohingyas.

tqi/ktg/rba

Comentarios