• Sistemas de defensa aérea rusa S-400 Triumph, en una base militar cerca de Kaliningrado, entre Polonia y Lituania, 11 de marzo de 2019. (Foto: Reuters)
Publicada: miércoles, 22 de enero de 2020 17:03

Rusia asegura que si Moscú sufriera un ataque, el sistema de defensa antimisiles en la capital rusa destruiría los objetivos enemigos “en menos de un minuto”.

En una entrevista con el periódico oficial ruso Krasnaya Zvezda (Estrella Roja), publicada este miércoles, el mayor general ruso Serguéi Grabchuk, comandante de la unidad de defensa antimisiles de Rusia, ha asegurado que las capacidades de combate y los sistemas de la defensa antimisiles de Rusia están en constante desarrollo.

Grabchuk ha explicado que, en caso de una amenaza bélica, “el sistema de advertencia de ataque con misiles genera designaciones de objetivos para el sistema de defensa antimisiles, dando inicio a su ciclo de combate” y “además de la detección de objetivos a distancias de hasta varios miles de kilómetros, se lleva a cabo el aislamiento de ojivas entre los numerosos objetivos falsos”.

De hecho, el general ruso estima que “la duración de una operación de combate del sistema de defensa antimisiles es de unas decenas de minutos”.

 

De acuerdo con Grabchuk, se llevan a cabo exitosos y constantes trabajos para modernizar el sistema de defensa antimisiles de Rusia, los cuales entrarán en un futuro cercano en servicio a fin de blindar Moscú.

Ha mencionado también que Moscú cuenta con el exclusivo y extenso radar Don-2N, que no tiene parangón en el mundo y sirve como un componente clave del sistema de misiles A-135 y “es capaz de proporcionar una visión general de todo el hemisferio superior en un rango de varios miles de kilómetros”. 

Este radar, ha proseguido Grabchuk, también puede detectar objetivos balísticos y espaciales, determinar sus coordenadas, analizar la composición de objetivos grandes y complejos y proporcionar orientación a los interceptores antimisiles.

Rusia busca mejorar su sistema de defensa y aumentar el número de los ensayos de sus misiles en momentos en que las tensiones entre Moscú y el Occidente han llegado a un punto sin precedentes tras el fin de la Guerra Fría.

mrz/ncl/fmk/rba

Comentarios