• Ali Akbar Velayati, asesor del Líder iraní para Asuntos Internacionales, en un acto oficial en Teherán, 3 de diciembre de 2017.
Publicada: domingo, 3 de diciembre de 2017 10:27
Actualizada: domingo, 3 de diciembre de 2017 16:51

Un alto cargo iraní advierte de los planes de Estados Unidos para hacerse con el control de la ciudad siria de Al-Raqa (norte).

“EE.UU. quiere ser el único poder en mantener el control de Al-Raqa, pero pronto será expulsado de esta ciudad, tal y como lo experimentó antes en la ciudad de Abu Kamal”, ha indicado este domingo Ali Akbar Velayati, asesor del Líder de la Revolución Islámica de Irán para Asuntos Internacionales.

Además, ha revelado que los estadounidenses planean construir 12 bases militares en esta región y buscan elevar a 10.000 el número de sus fuerzas en Siria.

En otro momento de sus declaraciones, Velayati ha considerado al grupo terrorista EIIL (Daesh en árabe) como una versión orientalizada de la empresa militar estadounidense Blackwater, concebida para desestabilizar la región y desintegrar los países islámicos.

“Daesh es la versión oriental de Blackwater, financiada por EE.UU., Israel y el Occidente para asesinar a los musulmanes y mostrar una imagen tergiversada del verdadero Islam”, ha agregado Velayati en una conferencia celebrada en Teherán (capital de Irán) sobre las cartas del Líder iraní, Seyed Ali Jamenei, a los jóvenes europeos.

EE.UU. quiere ser el único poder en mantener el control de Al-Raqa, pero pronto será expulsado de esta ciudad, tal y como lo experimentó antes en la ciudad de Abu Kamal”, indica Ali Akbar Velayati, asesor del Líder de la Revolución Islámica de Irán para Asuntos Internacionales.

 

En noviembre pasado, Velayati declaró que el Ejército sirio “muy pronto” recuperará el control de Al-Raqa de manos de las fuerzas kurdas, apoyadas por EE.UU.

A su vez, las llamada Fuerzas Democráticas Sirias (FDS), respaldadas por Washington, alegaron en octubre haber derrotado al grupo terrorista EIIL  en la ciudad de Al-Raqa, el antiguo cuartel general de esta banda takfirí en Siria, tras el inicio de una operación militar en julio pasado sin la aprobación de Damasco.

El Gobierno de Damasco, no obstante, no reconoció tal victoria y dijo que Al-Raqa será considerada “una urbe ocupada” mientras en ella no entren las fuerzas del Ejército sirio.

myd/ctl/tqi/msf

Comentarios