• Trasladan el cuerpo de un presunto atacante palestino en Al-Quds (Jerusalén), 17 de octubre de 2015.
Publicada: lunes, 30 de noviembre de 2015 10:18
Actualizada: lunes, 30 de noviembre de 2015 11:01

El régimen de Israel se niega a entregar los cuerpos de 38 palestinos asesinados por fuerzas israelíes en el este de Al-Quds (Jerusalén) y en la ocupada Cisjordania, hecho que viola el derecho internacional, según un informe.

“Israel se sirve de la cuestión humanitaria para beneficios políticos y esto —la comunidad internacional mantiene un significativo silencio— es una muestra más del racismo de la ocupación israelí”, afirmó Salem Khalleh, coordinador del Comité Nacional Palestino para la Recuperación de los Cuerpos de Mártires.

Desde el inicio de la nueva Intifada (levantamiento) palestina, Tel Aviv retiene los restos mortales de al menos 48 palestinos asesinados: 38 siguen en la morgue del instituto forense israelí Abu Kabir, informó el domingo el portal independiente Middle East Monitor.

Maisa al-Khateeb, la madre del adolescente palestino Mustafa al-Khateeb, de 17 años de edad —ejecutado a sangre fría el pasado mes de octubre por soldados israelíes en Al-Quds — dice que aun no ha podido ver el cuerpo de su hijo.

“Mi corazón sangra cada día que recuerdo que mientras yo siento calor mi querido Mustafa está frío en la morgue”, dijo Maisa, según la agencia turca Anadolu.

El Comité Nacional Palestino para la Recuperación de los Cuerpos de Mártires denuncia que las autoridades israelíes se niegan a entregar los cuerpos pretextando que sus allegados celebran ceremonias funerarias que sirven de catalizador a la “violencia palestina”.

“Israel se sirve de la cuestión humanitaria para beneficios políticos y esto —la comunidad internacional mantiene un significativo silencio— es una muestra más del racismo de la ocupación israelí”, afirmó Salem Khalleh, coordinador del Comité.

El mundo, señaló, “debe presionar a Israel para que se adhiera a las leyes internacionales de los derechos humanos y la Convención de Ginebra”, que exige el respeto a las víctimas de guerra y pide garantías para que sean enterradas honrosamente por miembros de su familia.

Según los funcionarios palestinos, Israel, además de los ya mencionados, retiene los cuerpos de otros 325 palestinos y árabes muertos en distintas guerras.

El Gobierno palestino acusó el pasado mes de noviembre al régimen de Tel Aviv de robar los órganos de los palestinos que mueren en los choques con las fuerzas israelíes.

Palestinos ayudan a un manifestante, herido en ojo, en enfrentamientos con soldados israelíes cerca de Ramalá, en Cisjordania, 29 de noviembre de 2015.

 

Desde el 1 de octubre, al menos 106 palestinos han muerto y miles más resultado heridos por las armas de fuego israelíes en distintos puntos de la Palestina ocupada.

mrk/nii/