• El primer ministro de Israel, Benjamín Netanyahu, en una reunión a través de videoconferencia con su gabinete, 29 de marzo de 2020.
Publicada: miércoles, 1 de abril de 2020 14:34

La última reunión del gabinete israelí se celebró en medio de gritos y pelea entre los participantes, Benjamín Netanyahu y su ministro de asuntos militares.

El encuentro —que se celebró el lunes por videoconferencia sobre cómo contener la pandemia del nuevo coronavirus— fue muy turbulenta, pues surgieron duros intercambios entre algunos participantes, en parte debido a las denuncias del primer ministro Benjamín Netanyahu, de filtraciones a los medios de comunicación de reuniones anteriores sobre el COVID-19, reportó el martes la Cadena 12 de la televisión israelí.

“Dejen de filtrar información desde aquí, les pido, detengan las filtraciones ya”, urgió Netanyahu, contando con el apoyo del ministro de inmigración, Zeev Elkin, quien en un tono burlón dijo que “sería mejor si lo transmiten en vivo, en lugar de desperdiciar la energía de hacer filtraciones”.

Netanyahu, del mismo modo, acusó a su ministro de asuntos militares, Naftali Bennett, de fallar en proporcionar suficientes kits de prueba del COVID-19, declaración a la que Bennett reaccionó duramente.

De hecho, surgió una acalorada pelea y Bennett dijo que la cantidad de las puebas del coronavirus realizadas por el ministerio de salud no alcanzó el objetivo establecido por el gabinete.

El diario local, Haaretz, reveló el jueves los resultados de un estudio realizado por el ministerio de salud de Israel acerca del eventual número de muertes por el nuevo coronavirus.

El estudio pronosticó un escenario en el que casi la mitad de israelíes se infectará con la enfermedad letal, con una tasa de mortalidad del 0,7 a 1 %.

Las divergencias sobre la lucha contra el brote de infección están agravando la crisis política actual en el régimen de Israel. Varios observadores han vinculado la pelea entre Netanyahu y Bennett al temor de este último a que el premier no necesite más al partido Nueva Derecha (Hayemin Hehadash) —que lidera Bennett— y que le sustituya por el líder del partido Azul y Blanco, Benny Gantz.

Efectivamente, Netanyahu, líder del partido Likud, y Gantz han alcanzado recientemente un acuerdo para la formación de gabinete que podría poner a Bennett fuera del poder.

tqi/lvs/rba