• Soldados del Ejército estadounidense en Irak.
Publicada: sábado, 27 de febrero de 2021 11:07

EE.UU. ha puesto en alerta máxima a sus tropas en Irak por temor a un ataque de represalia de los combatientes de la Resistencia iraquí.

La Fuerza de Tarea Conjunta Combinada-Operación Resolución Inherente (CJTF-OIR, por sus siglas en inglés) ha elevado el nivel de amenaza para sus fuerzas en Irak, declarando la máxima alerta para sus soldados desplegados en la base aérea de Balad ante el temor de que la Resistencia iraquí responda al último ataque de EE.UU. contra las fuerzas populares iraquíes en el este Siria, ha informado este sábado la cadena estadounidense Fox News.

El medio ha añadido que dicha medida podría durar varios días y se considera como una precaución de rutina dadas las condiciones actuales en el suelo.

“La protección de las tropas es la prioridad número uno, por lo que aumentar los niveles de protección de la fuerza es sabio y prudente”, indicó una fuente militar estadounidense, citada por Fox News.

La fuente consultada ha añadido que las tropas estadounidenses desplegadas en la base aérea de Balad fueron avisadas de usar equipo de protección, fuera de la base e incluso dentro de los edificios.

¿A qué se debe tanta precaución?

La madrugada del viernes, el Ejército de EE.UU. atacó a las instalaciones de las fuerzas que luchan contra los terroristas en el este de Siria.

La agresión en cuestión fue el primer ataque ordenado por el presidente estadounidense, Joe Biden, desde que llegó al poder el pasado 20 de enero, lo que dejaría patente que la postura del nuevo inquilino de la Casa Blanca no difiere tanto de la de su antecesor, Donald Trump, al menos respecto a Siria, quien, en su día, tachó de “misión cumplida” los ataques aéreos que lanzó EE.UU. en 2018 contra el país levantino en coordinación con Francia y el Reino Unido.

Aluvión de críticas a EE.UU. por ataque a Siria

La ofensiva nocturna fue criticada por varios países. Rusia denuncia que el ataque de EE.UU. contra las tropas que luchan contra el terrorismo escala la tensión en la región de Asia Occidental.

Sin mencionar a Estados Unidos, China pidió que se respete la soberanía de Siria y que no se agrave la “ya compleja situación del país árabe”.

Por su parte, el portavoz de la Cancillería de Irán, Said Jatibzade, advirtió que dicha medida constituye una “clara violación de la soberanía y la integridad territorial de Siria y una violación del derecho internacional, lo que exacerbaría los conflictos militares y desestabilizaría aún más la región”.

mkh/mrg