• Una vista de los reclusos en una cárcel de Jau, al sur de Manama, la capital de Baréin.
Publicada: martes, 7 de abril de 2020 7:01
Actualizada: martes, 7 de abril de 2020 8:24

Las organizaciones pro derechos humanos piden a Baréin que libere a los presos políticos en medio de la pandemia del nuevo coronavirus, conocido como COVID-19.

Veinte grupos de derechos internacionales, incluidos Amnistía Internacional (AI) y Human Rights Watch (HRW), emitieron el lunes un comunicado conjunto, donde han pedido a los Al Jalifa que liberen a los líderes de la oposición, activistas políticos y periodistas en medio de la lucha contra el virus mortal.

La nota reza que todos los presos de conciencia permanecen detenidos en Baréin únicamente por ejercer pacíficamente su derecho a la libertad de expresión, reunión y asociación.

También asevera que muchos de los referidos encarcelados son viejos y/o padecen condiciones médicas subyacentes que son más vulnerables ante el COVID-19, que ha contagiado a más de un millón de personas en todo el mundo.

“Dichos prisioneros corren un alto riesgo de enfermedad grave si contraen COVID-19 y, por lo tanto, se les debe dar prioridad para su liberación”, se lee en el texto.

 

El mes pasado, el régimen de Manama liberó a 1486 prisioneros a raíz del brote del coronavirus, pero las liberaciones excluyeron a líderes de la oposición, activistas, periodistas y defensores de los derechos humanos.

A su vez, el máximo clérigo chií de Baréin, el prominente Sheij Isa Ahmad Qasem, reclamó el viernes al régimen de Manama la inmediata excarcelación de los presos políticos por los riesgos de este virus que “podría llegar a las cárceles y conllevar consecuencias mucho más catastróficas de lo que el mundo ha presenciado”.

En la actualidad, 1 347 689 personas en los cinco continentes han sido diagnosticadas con el virus, aunque el número real de enfermos es mucho mayor en todo el mundo, donde la pandemia sigue avanzando y dejando desoladores balances de muertos en países como EE.UU. y España. La infección se ha cobrado la vida de más de 74 000 personas en el mundo.

ftn/rha/msm/mkh