• El presidente sirio, Bashar al-Asad, en una entrevista con la cadena portuguesa RTP, 15 de noviembre de 2016.
Publicada: jueves, 2 de marzo de 2017 9:25

El presidente sirio, Bashar al-Asad, podría asistir a la próxima reunión de los países miembros de la Liga Árabe (LA), prevista para el 29 de marzo en Jordania.

Tres líderes están llevando a cabo movimientos para reconciliar a Bashar al-Asad con los dirigentes árabes. Se trata del presidente ruso, Vladimir Putin; su para egipcio, Abdel Fatah al-Sisi, y el rey jordano, Abdolá II. Ellos esperan ver un apretón de manos histórico entre el mandatario sirio y el rey saudí Salman bin Abdulaziz Al Saud, informó el miércoles DEBKAfile.

El pasado 25 de febrero, el comité de Asuntos Árabes del Parlamento de Egipto pidió el regreso de Siria al ente panárabe. Este paso se ve como una iniciativa para invitar al presidente sirio a la Cumbre Árabe del 29 de marzo en Amán, capital jordana, seis años después de que Siria fue expulsada de dicha organización.

Para la fuente, estos movimientos podrían resultar en la reconciliación de Siria con Arabia Saudí, país que respalda a los grupos terroristas y rebeldes sirios contra el Gobierno sirio. Pero para Al-Asad, eso significa el reconocimiento colectivo de los Estados árabes de su victoria en la lucha contra el terrorismo.

 

El plan es que el líder sirio, explica DEBKAfil, llegue a Amán a bordo de un avión militar ruso para participar en la cumbre multiárabe. Oficiales militares y agentes de inteligencia de Rusia, Egipto, Jordania, Arabia Saudí y Siria están llevando a cabo una serie de arreglos para el evento, detalla.

Añade que el presidente estadounidense, Donald Trump, no es contrario a la iniciativa, aunque su posición pública sobre el tema debe esperar la determinación final de su política en el Oriente Medio.

Putin podría aprovechar esta laguna para un proyecto de mayor alcance, alistando a Irán en el proceso de paz con los países árabes, subraya la fuente.

Concluye que las intensas idas y vueltas ocurridas en la región, incluyen la reunión de funcionarios kuwaitíes e iraníes en Teherán, la visita del presidente iraní, Hasan Rohani, a Kuwait y Omán y el viaje del canciller saudí, Adel al-Yubeir a Bagdad el 25 de febrero.

mkh/ncl/hnb

Comentarios