• El viceministro ruso de Relaciones Exteriores, Serguéi Riabkov.
Publicada: martes, 20 de agosto de 2019 9:54

Rusia critica la escalada de tensiones militares de EE.UU., luego que este país haya probado por primera vez un misil de medio alcance tras salir del Tratado INF.

El domingo, EE.UU. lanzó un misil de crucero de medio alcance en la isla de San Nicolás, frente a la costa de California, en el oeste del país, pocas semanas después de abandonar el Tratado de Fuerzas Nucleares de Alcance Intermedio (INF, por sus siglas en inglés).

“Lamentamos todo esto. Estados Unidos toma de manera flagrante el camino de una escalada de tensiones militares, pero no cederemos a la provocación”, ha subrayado este martes el viceministro de Relaciones Exteriores de Rusia, Serguéi Riabkov.

El alto cargo ruso aseguró que “en un tiempo tan corto, es casi imposible” que EE.UU. lleve a cabo tales pruebas, excepto si se ha preparado con antelación”. Ha añadido que la nueva prueba de misiles demuestra que el país norteamericano se preparaba desde hacía tiempo para retirarse del INF.

Lamentamos todo esto. Estados Unidos toma de manera flagrante el camino de una escalada de tensiones militares, pero no cederemos a la provocación”, ha subrayado el viceministro ruso de Relaciones Exteriores, Serguéi Riabkov, en alusión a la prueba de un misil de crucero de medio alcance por parte de Washington, pocas semanas después de abandonar el Tratado de Fuerzas Nucleares de Alcance Intermedio (INF, por sus siglas en inglés).

El pasado 2 de agosto, EE.UU. se retiró de manera oficial del Tratado INF, alegando que Rusia no cumplía con el mismo, acusaciones que fueron rechazadas por Moscú el día siguiente. El presidente ruso, Vladimir Putin, solicitó a Washington un “diálogo serio” sobre el desarme para “evitar el caos”.

El aludido día, el Pentágono también informó de que comenzaría a desarrollar misiles de medio alcance con ojivas convencionales, que prohibía el Tratado INF.

El Tratado INF fue firmado en 1987 entre EE.UU. y la extinta Unión de Repúblicas Socialistas Soviéticas (URSS), con el objetivo de eliminar los misiles balísticos y de crucero con base en tierra con un alcance de entre 500 y 5500 kilómetros, tanto nucleares como convencionales.

Rusia ha advertido en varias ocasiones que la salida de Washington del Tratado INF podría abrir la puerta a una nueva carrera armamentista.

LEER MÁS: “Salida de EE.UU. de INF provoca carrera armamentista con Rusia”

LEER MÁS: Rusia apuntará contra países que alberguen misiles de EEUU

mkh/ctl/msf

Comentarios