• El Líder de la Revolución Islámica de Irán, el ayatolá Seyed Ali Jamenei, ofrece un discurso televisivo, 9 de abril de 2020. (Foto: khamenei.ir)
Publicada: jueves, 9 de abril de 2020 6:34
Actualizada: jueves, 9 de abril de 2020 14:27

El Líder de la Revolución Islámica de Irán ofrece un discurso a la nación persa en conmemoración del natalicio del duodécimo Imam de los musulmanes chiíes.

El Imam Mahdi (Que Dios acelere su llegada), conocido también como Sahib al-Zaman (Señor del Tiempo) o el Salvador Esperado, nació el 15 del mes de shaaban del año 255 de la hégira lunar (869 d.C.) en la ciudad de Samara (Irak) y vivió hasta los 5 años con su padre, el Imam Hasan al-Askari (la paz sea con él).

Lamentablemente, no he podido visitarles de cerca y tengo que hablar con ustedes desde lejos, sin embargo, esto también es una experiencia.

Ha habido pocos períodos en la historia humana en los que los seres humanos en cualquier parte del mundo han sentido la necesidad de un salvador tanto como lo hacen hoy. ¿Tanto las élites que conscientemente sienten esta necesidad como las personas que en el subconsciente sienten la necesidad de un salvador?

Hoy en día y después de que la humanidad ha experimentado varias escuelas, desde el comunismo hasta la democracia occidental liberal, la humanidad no se siente tranquila.

El hombre no se siente tranquilo pese al progreso asombroso. La humanidad sufre de prostitución, pecado, injusticia y divisiones de clase. La humanidad está siendo abusada por los poderes, y el hombre está siendo abusado por los descubrimientos de la naturaleza, explica el Líder iraní.

La sabiduría humana es una gran bendición y puede resolver muchos problemas en el mundo, aunque a veces no puede desatar algunos nudos.

Hoy, la injusticia en el mundo se alimenta de la ciencia, lo que significa que la ciencia avanzada sirve a la injusticia y al dominio sobre las naciones. Resolver esto requiere un poder divino que está en manos del Imam infalible; por lo tanto, la gran misión de Imam Mahdi (P) es la entrega y la justicia.

Este significado ha sido mencionado en muchas narraciones, peregrinaciones y oraciones; la justicia esperada vendrá con el Salvador y eso no es sobre una parte específica, sino para todos los aspectos de la vida.

La promesa de su advenimiento y el movimiento divino al final de la historia se darán para establecer la justicia y, por supuesto, la verdadera vida humana comenzará en ese momento.

 

Para que la necesidad de justicia entre en el camino útil, en el Islam se nos ha pedido que esperemos, que está más allá de la necesidad. Esperar significa esperanza y creencia de que hay un futuro definido, y que esta esperanza es constructiva.

En nuestras enseñanzas, esperar al advenimiento del Salvador tiene un lugar muy importante.  En esperar la llegada del imam Mahdi (p) hay esperanza y movilidad, y hay acción.

Hay muchos problemas en la vida de todo ser humano, pero no debe decepcionarse y debe tener esperanza. Esperar la llegada del Imam salvará al hombre de la desesperación y la impotencia.

La Ummah (comunidad islámica) de Mohamad (el Profeta del Islam) no siente desesperación o desesperanza en ningún incidente de la vida.

El Líder de Irán destaca la lucha del pueblo iraní ante COVID-19

En otra parte de sus declaraciones, el Líder iraní ha afirmado que el coronavirus, conocido como COVID-19, es un examen para los Gobiernos y las naciones. “La nación iraní ha brillado ante esta pandemia moderna”, ha dicho.

“El pico de este honor nacional pertenece al grupo de médico del país. La grandeza del trabajo de este grupo y el valor de su sacrificio, incluidos médicos y enfermeras, es enorme. Han puesto su vida y su salud al servicio de las personas, y esto será recordado en la memoria de la nación”, ha subrayado.

 

Además, hubo voluntarios que no eran miembros de la sociedad médica, como estudiantes o miles de basichíes  que proporcionaron servicios valiosos que están realmente más allá de toda descripción. Asimismo, las fuerzas armadas utilizaron todo a su alcance, incluso en los campos de la ciencia y la construcción e instalación de centros de salud.

Contrariamente a los deseos de aquellos que en las últimas dos décadas han tratado de humillar la cultura iraní-islámica, y sensibilizar a la gente sobre el estilo de vida occidental, afortunadamente, el sentimiento del pensamiento islámico y la cadena de valores islámicos es muy firme y fuerte en el pueblo iraní.

Asimismo, la cultura y la civilización occidentales han mostrado su cara. Lo que sucedió en Estados Unidos y Europa, algunos casos de los cuales se mostraron en la televisión y otros no: Un gobierno quitando las mascarillas y los guantes a otro gobierno o nación; gente vaciando las tiendas todos los días, tan rápido, intentando comprar más; gente muriendo por unos pocos pañuelos o haciendo fila para comprar armas porque se sienten amenazadas, o negando tratar a los pacientes viejos, ha denunciado el Líder iraní.

 

Por miedo del coronavirus algunos se han quitado la vida. Esto, por supuesto, es consecuencia lógica y natural de la filosofía de la civilización occidental, que es la filosofía material y, a menudo, del ateísmo.

Otra dimensión de este incidente es el comportamiento general de la nación iraní que aplica las recomendaciones. La gente realmente sigue lo que declara el comité nacional de la lucha contra el COVID-19. Pueden dudar en decir algo y la gente no lo seguirá, pero cuando lo dicen, la gente obedece. Un ejemplo de esto ocurrió el 4 de abril, cuando nadie creía que el pueblo iraní no iba a festejar el Día de Naturaleza, la gente siguió el consejo.

Esta orden pública debe continuar y las recomendaciones del comité nacional de la lucha contra el coronavirus deben tomarse en serio.

 

El coronavirus es un gran problema para la humanidad, pero este problema es algo pequeño en comparación con muchos otros problemas. Hemos tenido muchos problemas en nuestro mundo y en nuestro país, que no fueron menos que este incidente, sino mayores. Por ejemplo, hace exactamente 32 años, los aviones del (exdictador iraquí)  Saddam Husein arrojaron productos químicos en partes del país, matando a miles de nuestra gente y a su propia gente y, por supuesto, todas las grandes potencias apoyaron a Saddam.

Algunos de estos países occidentales le dieron armas químicas a Saddam, y hasta el día de hoy nadie ha respondido.

En las grandes guerras, como la Primera y la Segunda Guerra Mundial, millones de personas han muerto. Muchos fueron asesinados en la guerra de Vietnam, así como en varias otras guerras, como la invasión estadounidense a Irak.

En el tema de la COVID-19 no debemos olvidar las conspiraciones de los enemigos y la arrogancia mundial. La enemistad de la arrogancia mundial es con el principio de la República Islámica, pues la arrogancia mundial no puede entender los términos y principios de la República Islámica y la democracia islámica.

Los funcionarios han presentado ideas para las personas de las clases más débiles de la sociedad, y yo recomiendo que las autoridades del Gobierno anuncien e implementen estos planes e ideas lo antes posible.

 

Algunas personas, en las situaciones actuales, están teniendo dificultades para vivir, pero el pueblo les está ayudando.

El mes sagrado de Ramadán (ayuno) está por venir, y este mes es de caridad, sacrificio y necesidad, y es necesario hacer una maniobra para ayudar fielmente a los necesitados y los pobres, y así crear recuerdos felices en las mentes.

Debemos crear escenas y manifestaciones de la sociedad mahdavi como la sociedad de la justicia, la entrega, el honor, la ciencia y la hermandad.

Por la falta de reuniones públicas durante el mes de Ramadán, como oraciones y discursos, de los que estaremos privados este año, no debemos olvidar la adoración, la súplica y la reverencia en soledad. Necesitamos crear reverencia y humildad en nuestras familias.

Los funcionarios y activistas jóvenes en el campo de la ciencia y la tecnología no deben olvidar “el salto de producción”, y debemos seguirlo a toda costa y hacer que el país salte. Los jóvenes deben seguir la construcción y producción de las muchas necesidades del país en los laboratorios.

Ojalá los deseos de la gran nación de Irán se materialicen con el advenimiento del Imam Mahdi (P). 

mkh/ncl/hnb