• Los resultados de la votación en la Asamblea General de las Naciones Unidas (AGNU) sobre el asunto del estatus de Jerusalén, 21 de diciembre de 2017.
Publicada: jueves, 21 de diciembre de 2017 17:14
Actualizada: viernes, 29 de diciembre de 2017 0:11

​​​​​​​La Asamblea General de la ONU ha adoptado la resolución sobre el estatus de Al-Quds (Jerusalén) que desbarata la medida del presidente de EE.UU.

La amplia mayoría de los 193 Estados miembros de la Organización de las Naciones Unidas (ONU), 128 países, ha votado este jueves a favor de la resolución presentada por Turquía y Yemen que tiene como objetivo desbaratar la controvertida decisión del presidente estadounidense, Donald Trump, sobre el cambio del estatus de Al-Quds.

Por su parte nueve países —Guatemala, Honduras, el régimen de Israel, Islas Marshall, Micronesia, Palaos, Togo, Nauru y Estados Unidos— han votado en contra de la resolución mientras que 35 países han optado por abstenerse.

La Autoridad Nacional Palestina (ANP), debido al veto de Estados Unidos en el Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas (CSNU) —con 14 votos a favor y 1 en contra (el veto de EE.UU.)—, recurrió a la Asamblea General de las Naciones Unidas (AGNU) con el fin de obstaculizar la medida de Trump.

Todos los miembros de las Naciones Unidas que han votado en contra de la resolución propalestina han sido, sin excepción alguna, beneficiarios de asistencias económicas estadounidenses bajo los programas del ente estatal la Agencia de los Estados Unidos para el Desarrollo Internacional (USAID, por sus siglas en inglés).

 

La controvertida decisión del presidente de Estados Unidos sobre Al-Quds (que tras la aprobación de dicha resolución carece de carácter legal a nivel internacional) ha revertido décadas de negociaciones que EE.UU. había realizado con cautela para no poner en peligro los esfuerzos de paz en Oriente Medio, poniendo ahora a la Casa Blanca en el blanco de las más duras críticas tanto de sus socios y amigos como de sus adversarios.

Tanto el régimen israelí como Estados Unidos ya habían criticado fuertemente el voto de la Asamblea General de la ONU que ha tenido lugar de modo que la jefa de la misión diplomática estadounidense ante las Naciones Unidas, Nikki Haley, amenazó el martes a los Estados miembros de la ONU con la toma de represalias si apoyan la mencionada resolución mientras que Trump amenazó con cortar las ayudas financieras de EE.UU. a países que votan a favor de ella.

hgn/ktg/myd/rba

Commentarios