• Un caza F-16 del régimen de Israel.
Publicada: domingo, 21 de julio de 2019 10:36
Actualizada: domingo, 21 de julio de 2019 15:07

Un medio libanés anuncia que el último ataque contra las fuerzas populares de Irak en la provincia de Salah Al-Din fue llevado a cabo por un caza israelí.

Un avión militar desconocido bombardeó el jueves una base de las Unidades de Movilización Popular (Al-Hashad Al-Shabi, en árabe) en la región Amerli de la provincia central de Salah Al-Din, matando a uno de los combatientes de esta fuerza voluntaria, mientras otros cuatro sufrieron heridas y fueron trasladados a un hospital no precisado, según reportó la cadena iraquí Al-Ahed TV.

El sábado, el portal web libanés de noticias Alahednews, citando fuentes con conocimiento del tema, informó que el citado ataque se realizó con tres ojivas explosivas circulatorias.

De acuerdo con el medio, las mencionadas ojivas, ubicadas en un cuerpo circulatorio, no se clasifican en categoría de misiles ni de drones. Su peso puede alcanzar hasta 23 kilogramos y explotan a la hora de golpear un objetivo.

Las cabezas en cuestión son guiadas hacia el objetivo tanto de manera automática como a través de un centro de comando y control. Además, tienen un alcance de 1000 kilómetros y pueden sobrevolar por seis horas consecutivas.

 

El informe agrega que, Israel es el único régimen en la región de oeste de Asia que cuenta con ese tipo de arma.

En esta línea, las fuentes de seguridad señalaron a Alahednews que el lanzamiento de dichas ojivas se llevó a cabo desde un caza F-16 israelí.

En el marco de una operación, la aeronave israelí se infiltró al espacio aéreo iraquí en Al-Rutbah, en la provincia de Al-Anbar (oeste), y lanzó el ataque desde la vía aérea entre Bagdad (capital de Irak) y Omán y la de Bagdad y Damasco (capital de Siria), explicaron.

Las Unidades de Movilización Popular iraquí son una combinación de casi 40 grupos voluntarios que se formaron en 2014 en pleno auge del EIIL (Daesh, en árabe) para luchar contra este y otros grupos terroristas. De hecho, las fuerzas populares desempeñaron un papel crucial en la lucha antiterrorista y apoyaron al Ejército nacional a liberar los territorios iraquíes usurpados por los extremistas.

LEER MÁS: Se celebra el primer aniversario de la derrota de Daesh en Irak

En noviembre de 2016, el Parlamento iraquí aprobó una ley que reconocía a Al-Hashad Al-Shabi, organización integrada tanto por chiíes como por suníes, como parte de las Fuerzas Armadas nacionales, colocándola bajo el mando del primer ministro. 

fdd/rha/alg/msf

Comentarios