• Sindicatos españoles conmemoran a las 13 Rosas tras ataques de Vox
Publicada: martes, 22 de octubre de 2019 18:27

Luego de los ataques del Vox, los sindicatos españoles han realizado en Madrid un acto por la dignidad de las 13 Rosas, símbolo de la represión franquista.

En mitad de la polémica por la exhumación del dictador Francisco Franco que se llevará a cabo en España el próximo jueves, la formación ultraderechista Vox continúa su lucha contra la Ley de Memoria Histórica. Para atacar a la ley con la que se pretende dignificar a los represaliados por el franquismo, el secretario general de Vox, Javier Ortega Smith, recurrió hace algunos días a acusar a las 13 Rosas de “torturar, violar y asesinar vilmente”.

En respuesta a las declraciones de Ortega Smith, los sindicatos Unión General de Trabajadores (UGT) y Comisiones Obreras (CCOO) han organizado en la madrileña plaza de Cibeles un acto por la memoria de estas 13 mujeres asesinadas por la dictadura.

La Asociación Trece Rosas Asturias se querellará contra el político ultraderechista por un posible delito de injurias y calumnias.

Cuatro meses después de finalizar la Guerra Civil, el dictador Francisco Franco prometía en sus discursos “aplastar y hundir” a quien se interpusiera en su camino. Las Juventudes Socialistas Unificadas eran uno de sus objetivos. Las 13 Rosas fueron arrestadas acusadas de pertenecer a la organización. Se encontraban en prisión cuando el 29 de julio fueron asesinados el comandante de la Guardia Civil Isaac Gabaldón junto a su hija y su chófer.

A pesar de haber estado encarceladas en el momento del atentado, las jóvenes, de entre 18 y 29 años, fueron condenadas a pena de muerte.

En la noche del 4 al 5 de agosto de 1939, Julia, Blanca, Carmen, Martina, Luisa, Elena, Pilar, Adelina, Virtudes, Ana, Joaquina, Victoria y Dionisia fueron fusiladas frente a la tapia del cementerio de La Almudena. Gracias a varias publicaciones literarias y al cine su historia se ha mantenido viva.

En el edifico del barrio madrileño de Malasaña residía una de aquellas jóvenes, Julia Conesa. Antes de morir, escribió una carta a su madre en la que le pedía que su nombre no fuera borrado de la historia. Su último deseo se ha cumplido.

David Hernández, Madrid.

fdd/rba

Comentarios