• La embajadora de Bolivia en Teherán, Romina Pérez Ramos, se reúne con el canciller persa, Mohamad Yavad Zarif, 7 de julio de 2019. (Foto: Mehrnews)
Publicada: domingo, 7 de julio de 2019 16:18
Actualizada: lunes, 8 de julio de 2019 10:20

La nueva embajadora de Bolivia en Irán presenta la copia de sus cartas credenciales al ministro persa de Exteriores, Mohamad Yavad Zarif.

La alta representante diplomática boliviana en Irán, Romina Pérez Ramos, se ha reunido la tarde de este domingo con el canciller persa en Teherán (la capital iraní), encuentro en el que ambas figuras han destacado que tanto Irán como Bolivia comparten posicionamientos respecto a las entidades internacionales.

Zarif y Pérez Ramos han expresado, del mismo modo, la voluntad de las autoridades de sus respectivas naciones de desarrollar los lazos bilaterales en varias esferas, como la política y la económica.

Irán y Bolivia han extendido sus lazos de cooperación, en los últimos años, en los ámbitos de la economía, la ciencia y la salud, y una y otra vez han abogado por el aumento de sus relaciones bilaterales.

 

Los dos países comparten puntos de vista en cuanto a sus posturas políticas, entre las cuales destaca la oposición al imperialismo y a las injerencias estadounidenses.

LEER MÁS: Irán y Bolivia renuevan su alianza y denuncian injerencias de EEUU

En este contexto, el presidente boliviano, Evo Morales, ha salido en defensa de la República Islámica ante las presiones de EE.UU. y en concreto ante la retirada de este país del acuerdo nuclear de 2015 entre Irán y el entonces Grupo 5+1 (EE.UU., el Reino Unido, Francia, Rusia y China, más Alemania), conocido oficialmente como el Plan Integral de Acción Conjunta (PIAC o JCPOA, por sus siglas en inglés).

LEER MÁS: Bolivia condena el abandono por EEUU del acuerdo nuclear iraní

LEER MÁS: Bolivia condena amenazas del imperialismo de EEUU contra Irán

En una ocasión, Morales dijo que dicha decisión por parte de la Administración estadounidense, presidida por Donald Trump, pone de relieve que el país norteamericano “apuesta por la destrucción, la muerte y la desestabilización de Oriente Medio, con el único objetivo de apropiarse de los recursos naturales de la región”.

Asimismo, Bolivia siempre ha reconocido el derecho legítimo de Irán a usar y desarrollar el sector de la energía nuclear con fines pacíficos.

La República Islámica ha ratificado, por su parte, su compromiso con el desarrollo de Bolivia, y con la inversión pública y privada en el país sudamericano.

tqi/anz/mrz/hnb

Comentarios