• La sede principal de la Fiscalía de Chile en Santiago, la capital chilena.
Publicada: domingo, 2 de septiembre de 2018 7:23

La Fiscalía chilena anuncia que tiene procesos abiertos por presunta comisión de delitos sexuales contra 167 personas vinculadas a la Iglesia católica.

Un registro entregado ayer sábado por el Ministerio Público de Chile reveló la existencia de 119 causas abiertas por la presunta comisión de delitos sexuales por parte de personas relacionadas con la Iglesia católica, según indicaron varios medios locales.

En ese sentido, el documento indica que actualmente son 167 las personas imputadas y 178 las víctimas cuantificadas en todas estas investigaciones, en una nueva actualización del catastro de los casos existentes en la Justicia chilena.

La Fiscalía cuantificó entre los imputados a siete obispos, 96 sacerdotes, cuatro diáconos, treinta religiosos (no sacerdotes), diez laicos y veinte personas más, cuya posición no se precisó.

El registro apostilla que entre las víctimas había menores de edad. Del total de las víctimas cuantificadas, 79 eran menores en el momento en el que ocurrieron los hechos, quince eran adultas, y sobre las 84 restantes no se informó su edad.

 

Estos datos son alarmantes si se tiene en cuenta que, desde la última actualización del catastro judicial, hace un mes, de las 36 investigaciones vigentes en julio aumentaron a 119 al 31 de agosto y que los 68 investigados se elevaron a 167 imputados.

En el mes de junio, la Fiscalía allanó las sedes eclesiásticas en búsqueda de información que permitiera dilucidar las decenas de casos abiertos contra miembros religiosos.

Los escándalos de abusos sexuales han salpicado a la Iglesia católica chilena desde hace años. El pasado junio, el papa Francisco aceptó las renuncias de cinco obispos, luego que 34 miembros de la Conferencia Episcopal de Chile ofrecieran dimitir tras ser citados a El Vaticano por el pontífice.

krd/ctl/msf