• El canciller venezolano, Jorge Arreaza (izda), y el encargado de Negocios del Reino Unido en la nación caribeña, Duncan Hill, 14 de mayo de 2020.
Publicada: viernes, 15 de mayo de 2020 0:22

El Gobierno venezolano condena la creación de una “unidad para reconstrucción” de Venezuela y pide al Reino Unido deslindarse de los planes golpistas de EE.UU.

El canciller venezolano, Jorge Arreaza, ha convocado este jueves al encargado de Negocios del Reino Unido en Caracas, capital de Venezuela, Duncan Hill, “para presentarle una protesta formal y exigir explicaciones ante la creación en su Cancillería de una Unidad para la Reconstrucción de Venezuela”.

De acuerdo con el ministro venezolano, Hill “trató de justificar lo injustificable”, por lo que el Gobierno de Caracas instó a Londres a “deslindarse” de los planes golpistas de EE.UU. y de cualquier iniciativa desestabilizadora.

“Exigimos respeto a nuestra soberanía, a nuestro pueblo y a los propósitos y principios de la Carta de la Organización de las Naciones Unidas (ONU)”, ha destacado Arreaza.

Las declaraciones del canciller se producen después de que el miércoles, el embajador de Venezuela ante la ONU, Samuel Moncada, diera a conocer en sus redes sociales una publicación del diario británico The Canary, en la que se exponen documentos que revelarían la existencia de una “unidad para la reconstrucción de Venezuela”.

Los textos de dicha publicación, según el diario británico, hacen referencia a 16 meses de intercambios entre dirigentes de la oposición venezolana liderada por Juan Guaidó y funcionarios del país europeo ante las propuestas de negocios en caso de concretarse el golpe de Estado en el país suramericano.

El reporte señala que, a finales de enero de 2019, la Oficina de Asuntos Exteriores y de la Commonwealth (FCO, por sus siglas en inglés) del Reino Unido pidió al Banco de Inglaterra otorgar a Guaidó 1200 millones de libras esterlinas de las reservas de oro venezolano. 

Asimismo, Moncada acusó al Gobierno del Reino Unido de actuar en complicidad con el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, en las operaciones de máxima presión contra el país suramericano.

El Reino Unido, uno de los principales aliados de EE.UU., fue uno de los primeros países que reconoció a Guaidó como “presidente interino” de Venezuela; al respecto, las autoridades venezolanas han indicado en reiteradas ocasiones que el motivo “oculto” de EE.UU. y sus aliados es el “deseo de apoderarse de los recursos naturales del país”.

nlr/lvs/mjs