• Un puesto de prueba de coronavirus en el Centro de Convenciones del condado de San Mateo, California, 16 de marzo de 2020. (Foto: Getty Images)
Publicada: jueves, 3 de diciembre de 2020 11:36

Se rebate el origen del brote de la COVID-19 porque varias personas de EE.UU. ya tenían anticuerpos contra el virus semanas antes de la alerta sanitaria de China.

Un reciente estudio pone en duda el origen del brote de la pandemia del nuevo coronavirus, causante de la COVID-19, al confirmar que varias personas de EE.UU. habían desarrollado anticuerpos contra el letal virus varias semanas antes de que desde China se diera la alerta sanitaria a nivel mundial.

El inicio del brote pandémico de la COVID-19 es aún un misterio. Sin embargo, un último estudio confirma que se identificaron a 39 personas de 3 regiones diferentes de Estados Unidos que habían desarrollado anticuerpos contra el coronavirus un par de semanas antes de que China diera la voz de alarma.

El estudio publicado en la revista Clinical Infectious Diseases con fecha del 30 de noviembre, lo han llevado a cabo expertos de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC, por sus siglas en inglés) de Estados Unidos. El informe vuelve a poner la atención sobre el verdadero origen de la epidemia, del coronavirus que hasta este momento se encontraba en Wuhan. Casi un año después del inicio del brote las evidencias plantean nuevas dudas sobre el virus respiratorio.

¿Dónde se originó el SARS-CoV-2?

Recientemente un científico chino ha puesto en duda la teoría de que fue en China donde se originó el primer ‘paciente cero’. Zeng Guang, ex epidemiólogo jefe del Centro Chino para el Control y la Prevención de Enfermedades ha alertado que “Wuhan fue donde se detectó por primera vez el coronavirus, pero no fue donde se originó. Cada vez hay más pruebas de que el marisco o la carne congelada pueden haber introducido el virus en China”.

 

SARS-CoV-2 en agosto

Sin embargo, el pasado verano, un proyecto de Harvard Medical School aseguró que la COVID-19 podría haber estado circulando por la ciudad china de Wuhan desde finales de verano de 2019. Una investigación basada en las búsquedas en internet de los ciudadanos sobre síntomas coincidentes con los del coronavirus, así como un aumento del tráfico en las zonas de estudio durante esa época. “En agosto, identificamos un incremento único en las búsquedas de diarrea que no se vio en temporadas de gripe anteriores o reflejadas en los datos de búsqueda de la tos”.

Expertos de todo el mundo viajarán a China

Las incógnitas que rodean el nacimiento de la pandemia del coronavirus 11 meses después de su inicio, también han provocado que la Organización Mundial de la Salud (OMS) solicite a China una autorización para determinar en qué lugar se produjo la primera transmisión humana.

La idea de la OMS es desplazar un grupo de expertos de 10 nacionalidades diferentes hasta el país asiático para intentar encontrar las claves de los mecanismos de transmisión del SARS-CoV-2 y averiguar cómo se pueden prevenir futuras pandemias producidas por zoonosis.

krd/lvs/myd