• Soldados estadounidenses en un puesto de control en el este de de la provincia afgana de Nangarhar, 7 de julio de 2018.
Publicada: jueves, 12 de julio de 2018 23:26
Actualizada: viernes, 13 de julio de 2018 0:58

Hay evidencias que confirman que el Pentágono “patrocina” al grupo armado Talibán en Afganistán, dice la portavoz de la Cancillería de Rusia, María Zajarova.

En respuesta a las acusaciones de Estados Unidos de que Rusia colabora con Talibán, Zajarova ha dicho este jueves que se trata de un método del Departamento de Defensa norteamericano (el Pentágono) para ocultar su “patrocinio” de este grupo en Afganistán.

En este mismo contexto, la portavoz del Ministerio ruso de Exteriores ha señalado que existen evidencias del apoyo de EE.UU. a los talibanes, según la agencia estatal de noticias Sputnik.

De acuerdo con Zajarova, los informes de las autoridades norteamericanas ponen de relieve que grandes porciones de la “ayuda militar” de Washington a Kabul habían sido robadas. La cantidad de las armas robadas es tan grande que podrían ser usadas para equipar a “un ejército entero”, ha añadido.

Deseamos enfatizar otra vez que nuestro contacto con los talibanes tiene solo dos objetivos: asegurar la seguridad de los residentes rusos en Afganistán y contribuir al proceso de la reconciliación nacional, que por desgracia no ha logrado ningún avance hasta ahora”, afirma la portavoz de la Cancillería rusa, María Zajarova.

 

“Deseamos enfatizar otra vez que nuestro contacto con los talibanes tiene solo dos objetivos: asegurar la seguridad de los residentes rusos en Afganistán y contribuir al proceso de la reconciliación nacional, que por desgracia no ha logrado ningún avance hasta ahora”, ha resaltado la portavoz.

Por otra parte, la titular de Exteriores rusa ha dicho que la situación inestable en la región de Oriente Medio y África del Norte así como el incremento del terrorismo internacional se debe a “las apuestas militares” de los países miembros de la Organización del Tratado del Atlántico Norte (OTAN).

En 2001, Washington y sus aliados invadieron Afganistán so pretexto de lanzar una “guerra contra el terrorismo”, sin embargo, Washington reconoce que ‘está perdiendo’ en su prolongada guerra en el país centroasiático.

La invasión y duradera presencia de Estados Unidos apartaron del poder al grupo armado Talibán, pero la inseguridad sigue reinando en gran parte del territorio afgano, incluso acusan a Washington de propiciar la expansión de otros grupos terroristas, como el EIIL (Daesh, en árabe) apoyando su afianzamiento en Afganistán tras ser derrotado en Irak y Siria.

fdd/lvs/alg/rba

Comentarios