• Buques de guerra rusos se ejercitan en las aguas del Mediterráneo, en el oeste de Siria.
Publicada: miércoles, 16 de mayo de 2018 16:10
Actualizada: miércoles, 16 de mayo de 2018 17:18

El presidente de Rusia, Vladimir Putin, ha anunciado este miércoles que los buques de guerra de su país seguirán en las aguas del Mediterráneo, en el oeste de Siria, para contrarrestar las amenazas de los grupos terroristas que operan en el suelo sirio.

“Nuestros buques armados con misiles de crucero Kalibr montarán guardia permanente en el mar Mediterráneo por la continua amenaza terrorista en Siria”, ha declarado Putin durante una reunión con las autoridades militares del país en la ciudad rusa de Sochi, sita en las costas orientales del mar Negro.

El mandatario ruso ha afirmado que los ataques con misiles de crucero y las operaciones de ataques aéreos en los últimos años han infligido duros golpes a los terroristas, sus “instalaciones e infraestructuras” claves en el país árabe.

El jefe de Estado ruso ha agregado que el éxito de las operaciones antiterroristas en Siria se debe en gran medida al alto nivel de preparación tecnológica de las Fuerzas Armadas de Rusia.

Desde septiembre de 2015 y tras la petición del Gobierno del presidente de Siria, Bashar al-Asad, Rusia bombardea las posiciones de los terroristas en el país árabe y para ello ha desplegado en territorio sirio numerosos bombarderos, helicópteros militares y los sistemas antiaéreos S-300 y S-400.

Nuestros buques armados con misiles de crucero Kalibr montarán guardia permanente en el mar Mediterráneo por la continua amenaza terrorista en Siria”, ha declarado el presidente de Rusia, Vladimir Putin.

 

En otra parte de sus declaraciones, Putin ha insistido en modernizar las Fuerza Armadas y continuar con la práctica de expediciones, maniobras y entrenamientos en zonas lejanas. “Para este año 2018 tenemos programadas 102 expediciones de buques de guerra y submarinos”, ha detallado.

El presidente ruso llamó el martes a los militares rusos a modernizar el Ejército y la Armada del país en todos los campos, en concreto, quiere conseguir misiles balísticos intercontinentales (ICBM, por sus siglas en inglés), bombarderos y submarinos más avanzados, así como mejores sistemas antiaéreos.

Además, pidió actualizar el sistema antiaéreo Pantsir y culminar el proyecto del desarrollo de sistemas antimisiles de última generación S-500, hasta alcanzar su producción en serie.

snz/ncl/mjs/rba

Comentarios