• El portavoz del Ministerio iraní de Exteriores, Bahram Qasemi, en una conferencia de prensa en Teherán (capital).
Publicada: sábado, 20 de octubre de 2018 2:56

Irán elogia la decisión del Grupo de Acción Financiera Internacional (GAFI) de volver a suspender sus medidas contra Teherán, pese a las presiones de EE.UU.

El GAFI (o FATF, por sus siglas en inglés), encargado de la lucha contra el blanqueo de capitales y la financiación del terrorismo, anunció el viernes que da a Irán un plazo de cuatro meses para implementar sus compromisos respecto al plan de acción de este organismo internacional.

El portavoz de la Cancillería iraní, Bahram Qasemi, resaltó que la medida del GAFI muestra que Estados Unidos y sus aliados no han logrado influir en la mayoría de los miembros de este organismo y que la diplomacia iraní neutralizó los planes hostiles de Washington.

El vocero persa también denunció la insistencia de la delegación estadounidense para poner fin al levantamiento de las medidas contra Irán y dijo que esta exigencia es resultado de las “políticas radicales y delirantes” de Washington.

“EE.UU. ha demostrado que no es un miembro confiable de la comunidad internacional y está tratando de destruir todos los logros del multilateralismo a través de sus movimientos unilateralistas”, subrayó Qasemi e instó a los países miembros del GAFI a tener en cuenta este asunto al tomar decisiones futuras.

Las decisiones del grupo (GAFI) no deben ser afectadas por presiones políticas (...) de un país (EE.UU.) que se ha acostumbrado a la intimidación y el unilateralismo en el ámbito internacional”, indicó el portavoz de la Cancillería iraní, Bahram Qasemi.

 

Qasemi, asimismo, acusó al Gobierno de EE.UU. de intentar explotar su presidencia rotatoria en el GAFI, con la ayuda de Arabia Saudí e Israel, para persuadir a otros Estados miembros para que pidan el retorno de Irán a la lista negra del organismo de lucha contra lavados de capitales.

“Las decisiones del grupo no deben ser afectadas por presiones políticas (...) de un país que se ha acostumbrado a la intimidación y el unilateralismo en el ámbito internacional”, sostuvo el vocero persa.

El 7 de octubre el Parlamento iraní aprobó la adhesión de la República Islámica a la Convención de la Lucha contra la Financiación del Terrorismo (CFT, por sus siglas en inglés).

En junio de 2016, el citado organismo se manifestó a favor de la congelación de sanciones que hasta ese momento regían sobre Irán, después de que Teherán adoptó un plan de acción para ajustar sus políticas contra el lavado de dinero destinado al terrorismo.

myd/ncl/mtk/rba

Comentarios