• La jefa de la Diplomacia de la UE, Federica Mogherini, junto al canciller alemán, Heiko Maas, en una reunión en Ginebra, noviembre de 2018. (Foto: AFP)
Publicada: lunes, 17 de junio de 2019 14:06
Actualizada: lunes, 17 de junio de 2019 16:39

Los países europeos se niegan a secundar las acusaciones de EE.UU. acerca de que Irán estuvo detrás de los ataques a dos buques petroleros en el mar de Omán.

“Conocemos de los hallazgos de los servicios de inteligencia de Estados Unidos y el Reino Unido (...) Estamos comparándolos con nuestra información. Creo que hay que proceder con mucho, mucho cuidado”, ha manifestdo el ministro de Exteriores de Alemania, Heiko Maas.

En declaraciones ofrecidas este lunes a la prensa desde Luxemburgo, Maas ha señalado que EE.UU. “ha compartido su información” sobre los incidentes navales, pero, ha insistido, el Gobierno alemán “continúa recabando información”. “No he dicho que (Berlín) comparta esta evaluación”, ha dejado claro.

Por su parte, la jefa de la Diplomacia de la Unión Europea (UE), Federica Mogherini, ha llamado a la “máxima contención” y ha respaldado la necesidad de que haya una investigación independiente, en línea con la petición del secretario general de la Organización de las Naciones Unidas (ONU), Antonio Guterres.

Conocemos de los hallazgos de los servicios de inteligencia de Estados Unidos y el Reino Unido (...) Estamos comparándolos con nuestra información. Creo que hay que proceder con mucho, mucho cuidado” dice el canciller alemán, Heiko Maas, sobre los recientes incidente navales en el mar de Omán.

 

“Pedimos la máxima contención y creo que las palabras del secretario general de la ONU, António Guterres, eran especialmente sensatas cuando dijo que el mundo no se puede permitir otra crisis, sobre todo en esta región”, ha indicado.

El canciller luxemburgués, Jean Asselborn, ha resaltado también que “hace falta una investigación” para establecer responsabilidades. “No podemos decir que este o el otro es el responsable sin saberlo”, ha recalcado.

LEER MÁS: Informan de explosión de dos buques cisterna en el mar de Omán

El jueves, dos buques cisterna, a saber, el Front Altair y el Kokuka Courageous, con bandera de las Islas Marshall y Panamá, respectivamente, se incendiaron por causas aún desconocidas en el mar de Omán.

Pasadas unas horas y en el marco de su política de iranofobia, Washington culpó a Irán de los presuntos ataques, sin embargo, las infundadas acusaciones esgrimidas por la Administración del presidente estadounidense, Donald Trump, no han podido, siquiera, convencer a los aliados de EE.UU.

LEER MÁS: EEUU difunde un vídeo para acusar a Irán de ataque a petroleros

En este sentido, varios países del mundo, entre ellos Rusia, Japón y Alemania han cuestionado las pruebas ofrecidas por EE.UU. para acusar a Irán de los incidentes y advertido de la escalada de tensiones en la región del Oriente Medio.

LEER MÁS: Japón duda de pruebas de EEUU contra Irán sobre incidentes navales

LEER MÁS: Alemania a EEUU: Su vídeo del buque no sirve para inculpara Irán

Irán, a su vez, ha rechazado las “infundadas acusaciones” de EE.UU. en su contra y ha considerado “sospechoso” el ataque contra dos petroleros en el mar de Omán, que se produjo en medio de la visita histórica del primer ministro japonés, Shinzo Abe, al país persa.

fmk/ctl/mnz/mjs

Comentarios