• Un soldado israelí en un puesto ubicado cerca de las fronteras de El Líbano.
Publicada: jueves, 8 de noviembre de 2018 18:44
Actualizada: jueves, 8 de noviembre de 2018 19:31

El régimen de Israel ha instalado este jueves nuevos “dispositivos de vigilancia” y videocámaras en las fronteras entre los territorios ocupados y El Líbano.

Las fuerzas israelíes han colocado estos sistemas de control en las zonas lindantes de los territorios ocupados palestinos y El Líbano, entre las colinas de Adayse y la puerta de Fátima, según informa la agencia libanesa de noticias Elnashra.

La fuente señala que las fuerzas del régimen de Israel han estado inspeccionando regularmente equipos de vigilancia en las fronteras con El Líbano.

Mientras tanto, los aviones de guerra israelíes han violado este mismo jueves el espacio aéreo de El Líbano sobre las granjas de Shabaa mientras realizaban vuelos exploratorios sobre las localidades sureñas de Al-Arqoub y Hasbaya.

El ministro de Asuntos Exteriores libanés, Yebran Basil, dijo el pasado octubre que en los últimos ocho meses, el régimen de Tel Aviv ha violado el espacio aéreo, la tierra y el mar de El Líbano más de 1500 veces.

 

En reiteradas ocasiones, el Movimiento de Resistencia Islámica de El Líbano (Hezbolá) y el Ejército libanés han descubierto dispositivos de espionaje colocados por Israel en el sur y el este del país árabe. También han denunciado con gran frecuencia el vuelo de los aviones no tripulados (dron) de reconocimiento israelíes sobre distintas regiones libanesas.

El pasado octubre, el diario Israel Hayom, informó que Israel ha desplegado varios tanques a lo largo de la frontera libanesa, en medio de unas tensiones que podrían provocar una nueva guerra con Hezbolá.

El líder de Hezbolá, Seyed Hasan Nasralá, ha asegurado, por su parte, en diferentes oportunidades que, en caso de que se produzca una agresión israelí contra El Líbano, los combatientes de Hezbolá se alzarán, sin ninguna duda, con la victoria.

Eso se produce en momentos en los que han aumentado considerablemente las tensiones entre El Líbano e Israel, en parte por el conflicto sobre los recursos naturales y las incesantes amenazas israelíes de llevar a cabo una agresión contra Hezbolá, así como por las acusaciones del premier israelí, Benjamín Netanyahu, sobre la existencia de instalaciones secretas balísticas en Beirut, la capital libanesa.

ftn/ktg/myd/alg

Comentarios