• La foto de un migrante y su hija muertos conmociona al mundo
Publicada: jueves, 27 de junio de 2019 11:06
Actualizada: viernes, 28 de junio de 2019 10:27

La terrible imagen de padre e hija y sin vida tras intentar cruzar a EE.UU. conmociona al mundo y vuelve a poner la atención sobre una crisis migratoria.

El drama migratorio centroamericano queda plasmado en una imagen que recuerda a la del niño sirio Aylan Kurdi en 2015. La tragedia se produce en medio del recrudecimiento de la política migratoria mexicana, tras el acuerdo del Gobierno de Andrés Manuel López Obrador con la Administración de Donald Trump.

La terrible imagen de padre e hija unidos en un abrazo y sin vida tras intentar cruzar a EE.UU. conmociona al mundo y vuelve a poner la atención sobre una crisis migratoria que se agrava cada vez más.

Ahora, los cuerpos de Óscar y Valeria Martínez, un hombre salvadoreño de 25 años y su hija de casi dos años ahogados a orillas del Río Bravo, van a ser devueltos por México.

La esposa y madre de los fallecidos que había emprendido un viaje junto a sus seres queridos en busca del sueño americano debe regresar sola.

Pero todo eso es solo una de las caras de la crisis. La otra, se vive al otro lado de la frontera, dentro de EEUU., donde, según, la organización pro derechos humanos Human Rights Watch (HRW), los niños migrantes viven una “barbarie nunca antes vista”. Una situación que han conocido de cerca diferentes abogados que han podido acceder a los centros de detención.

Desde el Fondo de Naciones Unidas para la Infancia (Unicef) se expresa preocupación por la situación de los niños. Advierten, que muchos de ellos están ubicados en instalaciones que no están equipadas para cubrir las necesidades de esta población vulnerable.

Las protestas por el trato a los migrantes en EE.UU. por ahora no han dado mucho fruto. Lo único, fue el anuncio de la renuncia del jefe interino de Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza (CBP, por sus siglas en inglés). Pero, para muchos, el problema va más allá. Radica en la Casa Blanca, y se llama Donald Trump.

mhn/mkh

Comentarios