• El secretario de Estado de EE.UU., Mike Pompeo, antes de asistir a una reunión con los miembros de la Cámara Baja, 21 de mayo de 2019. (Foto: AFP)
Publicada: miércoles, 22 de mayo de 2019 5:33

Oficiales de inteligencia de Estados Unidos han desmentido las acusaciones del secretario de Estado de EE.UU. sobre supuestos vínculos entre Al-Qaeda e Irán.

Tres fuentes citadas por la página web estadounidense The Daily Beast aseguran que ni el secretario de Estado de EE.UU., Mike Pompeo, y tampoco el secretario interino de Defensa (el Pentágono), Patrick Shanahan, disponen de evidencia alguna de supuestas colaboraciones de Teherán con el mencionado grupo terrorista, por lo que fueron duramente criticados por los legisladores estadounidenses.

“Los organismos de inteligencia de EE.UU. no tienen evidencia alguna de que Al-Qaeda haya cooperado con el Gobierno iraní”, dijo un oficial de los servicios secretos estadounidenses durante una reunión informativa (y a puerta cerrada) el martes entre los altos cargos de la Administración del presidente Donald Trump y los miembros del Congreso sobre la reciente escalada de tensiones de Washington con Irán.

De este modo, asegura el medio, los altos cargos estadounidenses que buscan guerra con Irán, como el asesor de Seguridad Nacional John Bolton, no podrían lanzar ataques contra el país persa sin la autorización del Congreso, ya que no pueden justificarlos con la Autorización para el Uso de la Fuerza Militar (AUMF, por sus siglas en inglés), adoptada en el año 2001 tras los atentados del 11 de septiembre, debido a que hasta la misma inteligencia de EE.UU. refuta dichas acusaciones infundadas contra Irán.

Los organismos de inteligencia de EE.UU. no tienen evidencia alguna de que Al-Qaeda haya cooperado con el Gobierno iraní”, dijo un oficial de los servicios secretos estadounidenses durante una reunión informativa (y a puerta cerrada) entre los altos cargos de la Administración del presidente Donald Trump y los miembros del Congreso sobre la reciente escalada de tensiones de Washington con Irán.

 

A su vez, fuentes citadas por la revista estadounidense Time no se sorprenden de la conclusión de los servicios secretos de EE.UU. y tachan de ridículas las acusaciones de Pompeo, mientras que recuerdan que elementos vinculados directamente o indirectamente a Al-Qaeda han llevado a cabo ataques terroristas en Irán.

Las Fuerzas Armadas iraníes han desestimado la retórica belicista estadounidense calificándola de mera “guerra psicológica”, y aseguran que EE.UU. no se atreverá a entrar en una guerra sobre el terreno con el país persa.

No obstante, en Estados Unidos existe el temor de que las medidas belicistas acaben por causar un conflicto, en el cual el perdedor sería EE.UU., por lo que advierten contra los esfuerzos de ciertas autoridades estadounidenses para elevar las tensiones con Irán.

hgn/ktg/ask/rba

Comentarios