• El canciller de Cuba, Bruno Rodríguez Parrilla, participa en el X Foro Virtual Reino Unido-Caribe, 18 de marzo de 2021.
Publicada: miércoles, 5 de mayo de 2021 18:00
Actualizada: miércoles, 5 de mayo de 2021 18:34

El canciller de Cuba cuestiona la “preocupación” de su par de EE.UU. por los DD.HH. de los cubanos, mientras la isla enfrenta un bloqueo de décadas y sanciones.

El ministro de Exteriores cubano, Bruno Rodríguez, ha exhortado al Gobierno estadounidense a levantar el bloqueo económico que impone sobre la nación cubana desde hace más de 60 años.

Si el Sec. Blinken estuviera interesado en los derechos humanos de los cubanos, levantaría el bloqueo económico y las 243 medidas aplicadas por el gobierno anterior [estadounidense presidido por Donald Trump], vigentes hoy en medio de la COVID19”, ha escrito Rodríguez en su cuenta de la red socialTwitter.

Además, el canciller ha increpado al secretario de Estado que, si en realidad le inquietan los derechos humanos, entonces, Washington debe “restablecer servicios consulares y la reunificación familiar”.

El mensaje de Rodríguez responde a las declaraciones del secretario de Estado de Estados Unidos, Antony Blinken, quien el martes, durante la 51ª Conferencia anual de Washington sobre las Américas, expresó sus preocupaciones por los derechos humanos en Cuba.

Específicamente, el jefe de la Diplomacia de la Administración de Joe Biden aseguró que Washington seguiría “defendiendo los derechos humanos del pueblo cubano, incluyendo el derecho de libertad de expresión y de reunión”.

 

El lunes, el presidente de Cuba, Miguel Díaz-Canel, refutó las acusaciones de funcionarios de Estados Unidos sobre supuestas violaciones de los DD.HH. y las tachó de “vergonzosas”, mientras que Washington con “saña condena al hambre y escaseces a más de 11 millones de cubanas y cubanos”.

Desde 1960, Washington mantiene un férreo bloqueo contra La Habana, pero en 2015 el expresidente estadounidense Barack Obama inició un proceso de distensión, que se vio frenado cuando Donald Trump llegó a la Casa Blanca en 2017.

Desde 1960, EE.UU. mantiene un férreo bloqueo contra Cuba. En 2015, el expresidente estadounidense Barack Obama inició un proceso de distensión, que se vio frenado cuando Trump llegó a la Casa Blanca en 2017 y aplicó centenares de sanciones a la isla. Se esperaba que con la asunción de Biden la postura estadounidense cambie, pero hasta el momento todo sigue igual.

ncl/rba