• Policías saudíes detienen a un disidente político.
Publicada: lunes, 2 de diciembre de 2019 22:18

Arabia Saudí condena a muerte a cinco disidentes chiíes de la provincia Oriental mientras Riad continúa reprimiendo severamente a activistas e intelectuales.

La cadena de televisión en lengua árabe Nabaa, con sede en Londres (capital del Reino Unido), citando a activistas de las redes sociales, ha informado este lunes que el Tribunal Penal Especializado de Arabia Saudí aprobó las sentencias contra Muhamad Issa al-Qallaf, un residente de la ciudad de Al-Qatif, de mayoría chií, y otros cuatro miembros del pueblo de Al-Awamiyah, identificados como Muhamad Ali al-Aqili, Ahmed Muhamad Abu Abdulá y su hermano Amir, y Musa Yafar al-Samjan.

Los activistas precisan que los detenidos habían sido torturados durante mucho tiempo y sus sentencias están basadas en confesiones forzadas.

LEER MÁS:‘Arabia Saudí busca ejecutar a 5 activistas pro derechos humanos’

Asimismo, los activistas han tachado de “injustas” las penas de muerte contra los prisioneros, pidiendo a las organizaciones de derechos humanos que presionen a Riad para que les liberen.

El 12 de septiembre, la oenegé “Presos de Conciencia”, que defiende los derechos humanos en Arabia Saudí, anunció que el Tribunal Penal Especializado también había condenado al clérigo chií Sheij Muhamad al-Habib a 12 años de prisión.

El mismo tribunal saudí condenó el 29 de julio a muerte a otro activista que criticaba al régimen en la provincia Oriental (Al-Sharqiya).

 

La cadena Nabaa informó en aquel momento que el tribunal saudí declaró culpable a Ali al-Rabie en una “audiencia farsa” que no cumplió con los estándares internacionales de un juicio justo.

Las autoridades saudíes también ejecutaron el 23 de abril a dos de los hermanos de Ali por sus actividades políticas.

Diferentes organizaciones y oenegés, como la Organización de las Naciones Unidas (ONU) y la organización pro derechos humanos Human Rights Watch (HRW), han denunciado en varias ocasiones el aumento de la represión, el arresto y la encarcelación de los activistas por el régimen de Riad, que somete a los detenidos a brutales torturas, incluidos abusos sexuales.

LEER MÁS: AI condena represión de activistas y periodistas en Arabia Saudí

LEER MÁS: ONU denuncia ‘detención arbitraria’ de activistas en Arabia Saudí

Ante esa situación, diferentes grupos pro derechos humanos han exigido a Arabia Saudí que permita a investigadores independientes supervisar las cárceles saudíes y reunirse con los detenidos, una petición a la que los Al Saud hacen caso omiso.

alg/rha/nsr/hnb

Comentarios