• Un caza F-15 de Arabia Saudí.
Publicada: domingo, 22 de septiembre de 2019 14:49
Actualizada: domingo, 22 de septiembre de 2019 19:30

Arabia Saudí aún adeuda 181 millones de dólares a EE.UU. por el reabastecimiento de combustible en vuelo a sus aviones de guerra en los ataques contra Yemen.

El presidente de EE.UU., Donald Trump, ha pedido al Departamento de Defensa del país (el Pentágono), preparar opciones militares para responder a los ataques con aeronaves no tripuladas (drones) contra instalaciones vitales de la compañía petrolera Aramco, mientras que el régimen de Riad todavía está endeudado con Washington, ya que le debe una cuantía de 181 millones de dólares por sus apoyos para llevar a cabo los bombardeos contra Yemen, indicó un informe publicado el viernes por el portal estadounidense DefenseNews.

En este sentido, el reporte censuró la insistencia de Trump en mantener una alianza con los Al Saud, por los “millones de dólares que paga en efectivo” a EE.UU. en concepto de compra de armas y equipos militares, mientras subrayaba que Riad aún no ha reembolsado al Pentágono el reabastecimiento de combustible en pleno vuelo para sus ataques contra Yemen, pese a que han pasado nueve meses desde que el Departamento estadounidense de Defensa anunciara que trataría de recuperar esos costos.

LEER MÁS: Trump alaba a su “amigo” Bin Salman por comprar armas de EEUU

Esa factura no remunerada y las constantes declaraciones de Trump sobre defensa en relación con los lazos “estratégicos” con Riad han vuelto a enfurecer a los legisladores estadounidenses, muchos de los cuales habían expresado anteriormente su repudio a los crímenes de Arabia Saudí, especialmente a la masacre de miles de civiles en Yemen y al asesinato del periodista opositor saudí Jamal Khashoggi, pidiendo el fin del apoyo de Washington al reino árabe.

LEER MÁS: Senadora: Venta de armas a Arabia Saudí no hace a EEUU más seguro

El Departamento de Defensa de Estados Unidos, financiado por los contribuyentes estadounidenses, no es la alcancía de la familia real saudí”, denunció el senador demócrata Richard Blumenthal sobre la deuda de 181 millones de dólares que mantiene Arabia Saudí con el Pentágono.

 

“El Departamento de Defensa de Estados Unidos, financiado por los contribuyentes estadounidenses, no es la alcancía de la familia real saudí”, denunció el senador demócrata Richard Blumenthal, quien también tildó de “insultante” e “inaceptable” que el régimen saudí no adeude lo que le debe al Pentágono.

A pesar de tales críticas, el presidente estadounidense ha aprobado el envío de refuerzos militares a Arabia Saudí y los Emiratos Árabes Unidos (EAU) tras el reciente ataque de las fuerzas yemeníes contra la petrolera saudí Aramco, según anunció el viernes el secretario del Departamento de Defensa de EE.UU., Mark Esper.

A contracorriente con la desazón internacional que impera por los crímenes de lesa humanidad perpetrados a diario por los Al Saud y sus aliados en Yemen, el Gobierno de Trump sigue apoyando la campaña de agresión saudí, alegando que “beneficia a los intereses de Estados Unidos”.

mnz/anz/hnb

Comentarios