• El canciller de Rusia, Serguei Lavrov, durante una reunión en Moscú, capital rusa, 31 de julio de 2018. Foto: AFP
Publicada: martes, 7 de agosto de 2018 12:10
Actualizada: martes, 7 de agosto de 2018 14:08

La Cancillería de Rusia se declara “profundamente decepcionada” por las nuevas sanciones de EE.UU. a Irán, tras salir Washington en mayo del acuerdo nuclear.

“Estamos profundamente decepcionados por la decisión de Estados Unidos de restablecer sus sanciones a Irán”, ha resaltado este martes el Ministerio ruso de Exteriores mediante un comunicado.

Moscú reacciona así a la reimposición hoy mismo por el presidente estadounidense, Donald Trump, de una primera ronda de duras sanciones unilaterales a Irán, pasados 90 días de la retirada de Washington del acuerdo nuclear multilateral entre Teherán y el Grupo 5+1 (EE.UU., el Reino Unido, Francia, Rusia y China, más Alemania). En noviembre, una segunda tanda de sanciones atacará el sector petrolero y gasífero, así como al Banco Central de Irán.

La cartera rusa observa en su nota que el objetivo de la nueva medida de Washington es socavar la implementación del pacto nuclear, de nombre oficial Plan Integral de Acción Conjunta (JCPOA, por sus siglas en inglés).

Estamos profundamente decepcionados por la decisión de Estados Unidos de restablecer sus sanciones contra Irán”, declara el Ministerio ruso de Exteriores.

 

La reimposición de sanciones a Teherán, advierte el comunicado ruso, viola sin embargo la resolución 2231 del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas (CSNU), que da reconocimiento oficial al programa de energía nuclear del país persa y llama a levantar los embargos a Teherán.

Moscú condena por tanto todas las sanciones unilaterales de Estados Unidos que afecten a intereses de terceros países, y asegura que “hará todo lo necesario” para proteger el acuerdo multinacional y, en particular, sus propios lazos económicos con Teherán.

El acuerdo, recuerda la nota, “ha demostrado su eficacia”, por lo que “la comunidad internacional no debe permitir que logros tan significativos de la diplomacia multilateral sean sacrificados por los intentos estadounidenses de ajustar cuentas con Irán”.

Pese al llamado de Trump a las empresas internacionales a no hacer negocios con Irán, la jefe de la Diplomacia de la Unión Europea (UE), Federica Mogherini, informó el lunes de la decisión del bloque de “proteger a los operadores económicos europeos involucrados en negocios legítimos con Irán”.

Mogherini anunció asimismo la entrada en vigor del estatuto de bloqueo “actualizado” de la UE tiene como objetivo “evitar el impacto de las sanciones extraterritoriales de EE.UU.”.

fdd/mla/msm/rba

Comentarios