• El premier de Israel, Benjamín Netanyahu, durante una reunión del consejo de ministros de este régimen, en Palestina ocupada, 17 de junio de 2018.
Publicada: domingo, 17 de junio de 2018 16:57
Actualizada: lunes, 18 de junio de 2018 9:47

El primer ministro del régimen de Israel, Benjamín Netanyahu, ha vuelto a señalar este domingo que Irán debe retirarse del todo del territorio sirio.

Netanyahu, en declaraciones durante una reunión del consejo de ministros de este régimen, se ha referido a las conversaciones que mantuvo en los últimos días y por separado con el presidente ruso, Vladimir Putin, y el secretario de Estado de EE.UU., Mike Pompeo.

“Discutimos asuntos regionales y nos centramos, por supuesto, en Siria”, ha indicado el premier israelí respecto a los diálogos con sus dos interlocutores.

En este sentido, ha agregado que les transmitió tanto a Putin como a Pompeo los deseos de Israel en relación con Siria. “En primer lugar, Irán tiene que retirarse de toda Siria”, ha insistido.

Siguiendo esta misma tónica amenazante, ha recalcado que Israel actuará contra la presencia de Irán en el país árabe, ya “sea cerca de la frontera (con los territorios ocupados de Palestina) o en el interior de Siria”.

 En primer lugar, Irán tiene que retirarse de toda Siria”, dice el premier israelí, Benjamín Netanyahu.

 

Netanyahu, preocupado por la influencia y el poder de Irán en la región de Oriente Medio, incluso ha llegado a amenazar al presidente sirio, Bashar al-Asad, con ataques contra Siria si este no corta sus lazos con Irán.

El Gobierno sirio, no obstante, ha rechazado tales amenazas y ha asegurado que la presencia de asesores iraníes en Siria es totalmente legal y se produjo a petición de Damasco.

El mandatario sirio calificó el miércoles la cooperación contra el terrorismo con el país persa de “estratégica”, pero negó un despliegue de fuerzas militares por parte de Teherán en suelo sirio.

Desde el inicio de la crisis de Siria en 2011, Teherán nunca ha escatimado su apoyo a Damasco ante la violencia de los numerosos grupos armados apoyados desde países que se oponen al presidente sirio, como Arabia Saudí, Turquía y Estados Unidos, ayudando al país árabe mediante el envío de asesores castrenses.

mnz/anz/mjs/hnb

Comentarios