• La gente hace cola para verificar sus nombres en la lista final del Registro Nacional de Ciudadanos en el estado indio de Assam, 31 de agosto de 2019. (Foto: AFP)
Publicada: sábado, 31 de agosto de 2019 16:09
Actualizada: lunes, 2 de septiembre de 2019 3:14

La India, en una nueva medida contra los musulmanes, ha excluido de su lista de ciudadanos a casi dos millones de esta minoría del estado de Assam.

El estado de Assam, en el noreste de La India, ha publicado este sábado el registro nacional de ciudadanos (NRC, por sus siglas en inglés), que deja fuera a 1,9 millones de sus 33 millones de habitantes. Los excluidos, en su mayoría musulmanes, temen ser expulsados o detenidos.

“31,1 millones de personas ahora forman la lista final, con 1,9 millones de excluidos”, ha anunciado en rueda de prensa Prateek Hajela, coordinador del registro estatal. Este número incluye a quienes les fue denegada su inclusión en la lista y a las personas que no hicieron solicitudes de registro.

Hajela también ha anunciado que los excluidos tienen 120 días para demostrar su ciudadanía ante los organismos regionales conocidos como “tribunales de extranjeros”, que comenzarán a funcionar a partir del lunes. Si allí se determina que son inmigrantes ilegales, pueden apelar ante tribunales superiores.

31,1 millones de personas ahora forman la lista final, con 1,9 millones de excluidos”, de la lista de sus ciudadanos del estado indio de Assam, ha anunciado Prateek Hajela, el coordinador del registro estatal. La mayoría de los excluidos son musulmanes.

Con este proceso se pretende identificar a los ciudadanos indios de Assam —una de las regiones más pobres de La India— y dejar fuera a los inmigrantes clandestinos.

Las críticas contra este registro son, entre otras, que no deja claro el futuro de las personas que no sean incluidas en la lista y la inseguridad que crea este proceso a la minoría musulmana bengalí que reside en Assam.

De hecho, los críticos acusan al Gobierno del primer ministro Narendra Modi de avivar el sentimiento contra los inmigrantes ilegales y de hacer un mal uso del registro para atacar incluso a ciudadanos musulmanes legales.

En junio, cuatro relatores especiales de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) enviaron una carta al Ministerio de Exteriores indio, donde se dice que las autoridades locales “son consideradas como especialmente hostiles hacia los musulmanes y la gente de descendencia bengalí” y por ello pueden manipular el sistema para “intentar excluir a verdaderos ciudadanos indios del NRC”.

LEER MÁS: India usa gases lacrimógenos contra los musulmanes rohingyas 

LEER MÁS: La India revoca la autonomía constitucional de Cachemira

ftn/mkh/nii/

Comentarios