• Japoneses se manifiestan contra reubicación de una base de EE.UU. en Okinawa, 14 de diciembre de 2018. (Foto: AFP)
Publicada: viernes, 14 de diciembre de 2018 15:18

Japón ha reanudado las obras para reubicar una controvertida base militar de EE.UU. en Okinawa, provocando manifestaciones de protesta de la población local.

Este viernes han comenzado a trabajar equipos pesados, incluidos camiones, grúas y tractores, en la zona costera de Henoko, cerca de Nago, para trasladar allí la base de Futenma del Cuerpo de Infantería de Marina de EE.UU., que se encuentra actualmente en el centro de la ciudad de Ginowan.

“Solo puedo sentir una gran ira al ver esas obras, que ignoran los deseos de la población de Okinawa”, ha dicho en su reacción a la medida de Tokio el gobernador de Okinawa, Denny Tamaki.

Cientos de habitantes de la isla se han manifestado contra la nueva ubicación de la base aérea militar de EE.UU., intentando bloquear las obras.

Solo puedo sentir una gran ira al ver esas obras, que ignoran los deseos de la población de Okinawa”, dice el gobernador de Okinawa, Denny Tamaki, sobre el comienzo de las obras para reubicar una controvertida base militar de EE.UU. en la isla japonesa.

 

En la protesta, realizada en las afueras del Campo de Schwab, en Nago, se ha calificado de “ilegal” la medida del Gobierno japonés y se ha pedido el fin de las obras.

La oposición a este proyecto se intensificó después de la elección de Tamaki como gobernador de Okinawa en los comicios del 30 de setiembre. Tanto él como otros predecesores han recurrido ante los tribunales y ante las autoridades municipales para intentar impedir la iniciativa, a pesar de que la Corte Suprema de Japón dio luz verde al traslado en diciembre de 2016.

La isla de Okinawa, ocupada por Estados Unidos después de la Segunda Guerra Mundial y entregada a Japón en 1972, está considerada la base militar más estratégica de Washington en Asia, especialmente por su cercanía al mar del Sur de China.

La población de la isla ha organizado numerosas protestas en los últimos años contra la presencia de las bases estadounidenses. A pesar de representar solo el 0,6 % del territorio nacional japonés, Okinawa alberga a aproximadamente la mitad de los 50 000 militares estadounidenses desplegados en Japón.

fdd/mla/mtk/alg