• Maselli: Golpe contra Zelaya empeoró la situación en Honduras
Publicada: domingo, 30 de junio de 2019 2:08

El golpe de Estado del 2009 contra el presidente de Honduras Manuel Zelaya empeoró la situación en este país centroamericano, remarca una analista.

El 28 de junio del 2009, la clase política de la derecha y los militares, para frenar el proceso revolucionario del pueblo hondureño, derrocaron el Gobierno presidido por José Manuel Zelaya Rosales, luego de que este promoviera una consulta popular sobre la posibilidad de convocar a una asamblea constituyente.

Sacar a Zelaya del poder empeoró la situación en Honduras, ha dicho Giovanna Maselli, experta en temas de América Latina y el Caribe en una entrevista sostenida el sábado con la cadena HispanTV, con motivo del 10º aniversario del derrocamiento del mandatario hondureño.

LEER MÁS: Silva Cuadra: Zelaya era un peligro para EEUU

Maselli precisa que Honduras enfrenta actualmente “ciertos problemas de institucionalidad en el partido de la oposición”, y altos niveles de homicidio y pobreza.

Tras los dos años que siguieron al golpe, “se duplicaron prácticamente” las cifras de homicidio y pobreza en Honduras, de modo que este país ocupa el segundo lugar en la lista las naciones más pobres de América Central, de acuerdo con la analista guatemalteca.

LEER MÁS: Egido: Golpe dado por Obama en Honduras provocó crisis migratoria

La precaria situación, puntualiza la entrevistada, ha desembocado en “las caravanas de migrantes que desde el año pasado empezaron a hacer noticias sobre todo en vista de la política exterior de EE.UU. con respecto a la migración”.

 

En este contexto, ha lamentado que la migración masiva afecta en particular a los niños de Honduras y de otros países de la zona que abandonan sus hogares en busca de “oportunidades”.

Maselli, asimismo, ha alertado del creciente descontento de una amplia gama de gremios, incluidos los maestros y médicos, pese a ciertas iniciativas para combatir la corrupción, determinadas por la Administración de Juan Orlando Hernández.

LEER MÁS: En Honduras continúan las protestas y represión gubernamental

LEER MÁS: protestas en Honduras, evocan guerras civiles

La situación de los migrantes centroamericanos se ha convertido en una crisis en EE.UU., que se hace cada vez más problemática a raíz de las políticas racistas del presidente de EE.UU., Donald Trump, —nacido en un país fundado por migrantes y cuya esposa, Melania, también es una migrante de origen esloveno—.

En tal sentido, el politólogo Noam Chomsky ha opinado que las caravanas de migrantes centroamericanos que se dirigen hacia Estados Unidos huyen de la miseria y de los horrores de los que Washington es responsable. Los inmigrantes, según el también lingüista, de hecho, huyen de la opresión severa, la violencia y el terror de los países en los que viven, ya que todos ellos han estado bajo dura dominación estadounidense desde la década de los años 1980.

Fuente: HispanTV Noticias

ask/ncl/mrz/mkh