• Tropas de EE.UU. en patrullaje con fuerzas turcas cerca de la ciudad de Manbij, en la norteña provincia siria de Alepo.
Publicada: miércoles, 28 de julio de 2021 21:17

EE.UU. no tiene planes para retirar sus fuerzas de Siria con el fin de mantener su respaldo a las milicias aliadas en el país árabe, conforme a un informe.

Según un informe publicado el martes por el periódico estadounidense Politico, la operación militar de EE.UU. en Siria no ha experimentado cambios, y los funcionarios esperan que cientos de soldados permanezcan en el territorio del país árabe.

“No anticipo ningún cambio en este momento en la misión o la presencia en Siria”, hizo hincapié un alto funcionario de la Administración de Estados Unidos, presidida por Joe Biden, citado por el medio.

Al respecto, declaró que aproximadamente 900 militares estadounidenses permanecerán en Siria con el fin de continuar apoyando y asesorando a las llamadas Fuerzas Democráticas Sirias (FDS).

 

En este sentido, el subsecretario de Estado interino del país norteamericano, Joey Hood, indicó el 25 de junio que Washington mantendría su despliegue de tropas en el noreste del país árabe “en asociación con las FDS”.

Asimismo, la agencia siria oficial de noticias, SANA, informó el sábado que dos helicópteros militares cargados con equipos bélicos y logísticos, y un grupo de soldados estadounidenses, aterrizaron en la base ilegal de Al-Shaddadi, en el campo de Al-Hasaka, sita en el noreste de Siria.

Es más, el opositor Observatorio Sirio de Derechos Humanos (OSDH) subrayó el mismo sábado, citando fuentes bajo anonimato, que las fuerzas de EE.UU. “tienen la intención de establecer una nueva base militar en el norte y este de Siria”.

Estados Unidos y sus afiliados kurdo-árabes de las FDS controlan casi 70 por ciento de los pozos petroleros de Siria. Washington afirma que su misión en este país árabe es “combatir al grupo terrorista Daesh”; un argumento que Damasco desmiente y denuncia que Washington sigue presente en Siria para saquear el petróleo.

El Gobierno de Siria ha denunciado en reiteradas ocasiones la presencia militar de las fuerzas ocupantes estadounidenses en su territorio, acusando a Washington de pertrechar, entrenar, financiar y armar a las bandas terroristas, a fin de derrocar al legítimo Ejecutivo del presidente sirio, Bashar al-Asad, quien ha prometido una y otra vez arrebatar el país a los terroristas y expulsar a los invasores.

mdh/rba