• El secretario general de la ONU, António Guterres, en una rueda de prensa en Madrid (capital española), 2 de diciembre de 2019. (Foto: AFP)
Publicada: martes, 10 de diciembre de 2019 23:39
Actualizada: miércoles, 11 de diciembre de 2019 3:19

La ONU declara que no ha encontrado pruebas de la supuesta implicación de Irán en el ataque a la petrolera saudí Aramco, tal y como afirman Riad y EE.UU.

Conforme ha anunciado este martes el portal Bloomberg, el secretario general de la Organización de las Naciones Unidas (ONU), António Guterres, ha declarado que los investigadores del organismo “son incapaces” de confirmar las afirmaciones de EE.UU. sobre que Irán está involucrado en el ataque contra la compañía saudí Aramco.

En este momento, (ONU) es incapaz de corroborar independientemente que los misiles de crucero y los vehículos aéreos no tripulados utilizados en estos ataques son de origen iraní”, ha agregado Guterres en un informe enviado al Consejo de Seguridad de Naciones Unidas (CSNU).

LEER MÁS: ‘Arabia Saudí no sabe nada sobre el ataque a su petrolera Aramco’

El alto cargo de las Naciones Unidas explica que, además, el organismo internacional todavía está recolectando y analizando información adicional sobre estos misiles de crucero y aeronave no tripuladas (drones), y a su debido tiempo anunciará sus hallazgos adicionales.

 

El pasado 14 de septiembre, las instalaciones de Aramco en Abqaiq y Jurais, en el este de la península Arábiga, fueron atacadas por 10 drones. El movimiento popular yemení Ansarolá reivindicó el ataque y explicó que fue una respuesta a la brutal agresión saudí contra el pueblo de Yemen.

No obstante, Estados Unidos y Arabia Saudí acusan a la República Islámica de Irán de estar implicada en esta agresión. Teherán, por su parte, ha negado las acusaciones e insiste en que carecen de base.

LEER MÁS: “Si Irán hubiera atacado a Aramco no quedaría nada para reparar”

Incluso, varios países del mundo, entre ellos Rusia y Japón, han calificado de infundadas las acusaciones antiraníes de EE.UU., e insisten en que no hay pruebas sobre la implicación de Teherán en dicho ataque con drones.

fmk/hnb/nii/