• Trump monta en cólera contra el fiscal especial Mueller
Publicada: jueves, 30 de mayo de 2019 21:36
Actualizada: viernes, 31 de mayo de 2019 16:07

El presidente de EE.UU., Donald Trump, montó en cólera contra el fiscal especial Robert Mueller y lo acusó de investigar de manera sesgada la “trama rusa”.

El mandatario cargó el jueves, en declaraciones a los periodistas en el jardín de la Casa Blanca, contra las declaraciones de Mueller, quien el día anterior informó de que ponía fin a sus investigaciones sobre el caso conocido como la “trama rusa”, nombre que se da a la presunta intromisión de Rusia en las elecciones de 2016 —que Moscú desmiente— y su supuesta confabulación con la campaña de Trump para favorecerlo ante la que fue su rival demócrata, Hillary Clinton.

Mueller sugirió que un presidente en funciones no puede ser inculpado por el sistema de justicia, sino por el Congreso, y reiteró que el informe sobre la injerencia rusa “no lo exonera”. A fines de marzo, el fiscal especial concluyó no haber encontrado pruebas de nexos entre el entorno del equipo electoral de Trump y el Kremlin, pero no alcanzó a determinar un delito de obstrucción a la Justicia por parte del entonces candidato republicano.

“Robert Mueller nunca debería haber sido designado”, dijo Trump, y agregó falsamente que el fiscal quería ser director del Buró Federal de Investigaciones de Estados Unidos (FBI, por sus siglas en inglés), pero que él se lo negó.

Robert Mueller nunca debería haber sido designado”, dijo el presidente de EE.UU., Donald Trump, refiriéndose al fiscal especial, encargado de investigar la supuesta intromisión de Rusia en las elecciones estadounidenses de 2016.

Poco antes de su encuentro con los periodistas, en un mensaje en su cuenta de Twitter, Trump se contradijo con respecto a los intentos de Rusia para ayudarlo a derrotar a Clinton.

“¡Rusia, Rusia, Rusia! Eso es todo lo que ustedes escucharon al principio de este juego de caza de brujas… Y ahora Rusia ha desaparecido, porque yo no tuve nada que ver con que Rusia me ayudara a ser elegido. Era un crimen que no existía”, escribió el mandatario.

Pero poco después, cuando periodistas le preguntaron sobre el ambiguo tuit, Trump respondió: “Rusia no me ayudó a ser elegido (…) ¿Saben quién me ayudó a ser elegido? Yo me elegí”.

Posible impeachment a Trump 

Sobre la eventualidad de que el Congreso pueda abrir un proceso por este asunto, el gobernante sostuvo que un “juicio político” es un término “sucio, asqueroso, repugnante… Es un acoso presidencial gigantesco”, acentuó.

La decisión sobre comenzar o no un juicio político al presidente corresponde al Congreso, donde los demócratas están divididos por las posibles implicaciones políticas que tendría para las elecciones de 2020. El proceso debería iniciarse en la Cámara de Representantes, donde el Partido Demócrata tiene la mayoría, y si se aprobasen los cargos el juicio se haría en el Senado, controlado por el Partido Republicano.

Para abrir el proceso de destitución en la Cámara Baja se necesitaría de mayoría simple, con lo que es posible que los demócratas lo inicien, pero en el Senado fracasaría con toda probabilidad.

La presidenta de la Cámara Baja, Nancy Pelosi, se ha resistido hasta ahora a la petición de una minoría de la bancada demócrata para que se inicie el proceso de destitución, ya que considera que el trámite resultaría fútil a menos que los republicanos respalden el proceso. 

A juicio de Pelosi, los diversos comités del Congreso deben investigar a Trump, de modo que esas pesquisas tengan más impacto, de cara a las elecciones, sobre la opinión pública y los republicanos.

ncl/mla/tqi/alg