• El asesor de Seguridad Nacional de EE.UU., John Bolton (izda.) durante una reunión en la Casa Blanca, 7 de febrero de 2019. (Foto: AFP)
Publicada: miércoles, 6 de marzo de 2019 19:34
Actualizada: jueves, 7 de marzo de 2019 1:25

Para estrangular la economía venezolana, EE.UU. amenaza a los bancos e instituciones financieras internacionales con sanciones si interaccionan con Caracas.

“Estados Unidos advierte a las instituciones financieras extranjeras de que enfrentarán sanciones por participar en la facilitación de transacciones ilegítimas que beneficien a (el presidente de Venezuela) Nicolás Maduro y su red”, ha avisado este miércoles el asesor de Seguridad Nacional estadounidense, John Bolton, a través de un comunicado divulgado por la Casa Blanca.

Según Bolton, con estas nuevas medidas, Washington pretende endurecer el control sobre los recursos financieros del Gobierno venezolano, para impedirle obtener el “dinero que necesita para mantenerse en el poder”.

De acuerdo con las declaraciones de Bolton, EE.UU. castigará a aquellas compañías que negocien con empresas controladas por Caracas de cara a dificultar su acceso a recursos financieros y de este modo lograr una transición del poder a Juan Guaidó, presidente de la Asamblea Nacional (AN) venezolana —declarada en desacato desde 2016—, que en enero se autoproclamó presidente interino.

En la misma línea, el enviado especial de EE.UU. para Venezuela, Elliott Abrams, ya dijo el martes que su Gobierno estaba “preparado” para presionar más a Maduro con acciones que podrían afectar a la economía y al sistema financiero venezolanos, así como a altos cargos del país.

Estados Unidos advierte a las instituciones financieras extranjeras de que enfrentarán sanciones por participar en la facilitación de transacciones ilegítimas que beneficien a (el presidente de Venezuela) Nicolás Maduro y su red”, ha avisado el asesor de Seguridad Nacional estadounidense, John Bolton.

 

Abrams no descarta imponer “sanciones secundarias” a terceros países por hacer negocios con las autoridades venezolanas.

EE.UU. es el primer país que reconoció la autoproclamación del golpista Guaidó. Después ha iniciado una brutal campaña para derrocar a Maduro, legítimo presidente del país, y ha aplicado sanciones a empresas estatales y responsables del Gobierno y el Ejército venezolanos. Maduro volvió a subrayar el martes que hará fracasar las conspiraciones y agresiones del imperialismo estadounidense.

Venezuela ha denunciado en reiteradas ocasiones que la postura de Washington lleva “oculto” el “deseo de apoderarse de los ricos recursos naturales” de su territorio, y sostiene que la Casa Blanca planea crear un nuevo escenario de inestabilidad en Latinoamérica para beneficiar sus finanzas.

tmv/mla/nlr/alg

Comentarios