• La alta comisionada de la ONU para los Derechos Humanos, Michelle Bachelet, presenta informe anual en Ginebra, Suiza, 6 de marzo de 2019. (Foto: AFP)
Publicada: miércoles, 6 de marzo de 2019 16:08
Actualizada: jueves, 7 de marzo de 2019 1:24

La ONU alerta de que las sanciones impuestas por EE.UU. a Venezuela han afectado a la situación económica, política y social del país caribeño.

“(La situación económica de Venezuela) ha sido exacerbada por las sanciones y la actual crisis política, económica, social e institucional resultante es alarmante”, ha afirmado este miércoles la alta comisionada de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) para los Derechos Humanos, Michelle Bachelet.

El Consejo examinará en profundidad la situación de la República Bolivariana, ha informado asimismo Bachelet, y enviará el próximo 10 de marzo un equipo de avanzada al país.

La alta comisionada ha sido invitada por Caracas a visitar Venezuela para “ver los efectos de las sanciones” que está implementando Washington contra el país suramericano.

Bachelet hace esta declaración después de que la Administración del presidente estadounidense, Donald Trump, haya decidido renovar el decreto firmado en 2015 por su antecesor, Barack Obama, que califica a Venezuela de “amenaza” para la seguridad nacional de EE.UU. y sienta la base legal para que el jefe de la Casa Blanca imponga sanciones a Caracas.

(La situación económica de Venezuela) ha sido exacerbada por las sanciones y la actual crisis política, económica, social e institucional resultante es alarmante”, ha afirmado la alta comisionada de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) para los Derechos Humanos, Michelle Bachelet.

 

Washington, que reconoció al golpista Juan Guaidó como “presidente interino” del país, ha extendido las sanciones contra el país bolivariano durante los últimos meses.

Las autoridades venezolanas denuncian un plan golpista orquestado desde Washington para derrocar al Gobierno del presidente venezolano, Nicolás Maduro, apoyando a Guaido, presidente de la Asamblea Nacional (AN) venezolana —de mayoría opositora y declarada en desacato desde 2016—.

Paralelamente, el Gobierno estadounidense aplica sanciones a empresas estatales y responsables del Gobierno y del Ejército venezolanos, e incluso propone imponer sanciones secundarias a ciudadanos y entidades no estadounidenses vinculadas al Gobierno de Caracas.

Venezuela ha denunciado en reiteradas ocasiones que la postura de Washington lleva “oculto” el “deseo de apoderarse de los ricos recursos naturales” de su territorio, y sostiene que la Casa Blanca planea crear un nuevo escenario de inestabilidad en Latinoamérica para beneficiar sus finanzas.

ahn/mla/nlr/alg

Comentarios