• El presidente de Irán, Seyed Ebrahim Raisi (dcha.), en un encuentro con el premier iraquí, Mustafa al-Kazemi, en Teherán, 12 septiembre de 2021.
Publicada: jueves, 18 de noviembre de 2021 6:15

El presidente iraní, Ebrahim Raisi, alerta al primer ministro iraquí de que los enemigos de las naciones regionales no toleran la estabilidad y el avance de Irak.

“A los enemigos de las naciones de la región no les cae bien la seguridad, la estabilidad y el progreso del pueblo iraquí. Ellos buscan promover sus propios objetivos siniestros a través de la sedición. Por lo tanto, todos deben permanecer alerta ante tales conspiraciones”, destacó el miércoles el mandatario iraní durante una conversación telefónica con el premier iraquí, Mustafa al-Kazemi.

Raisi reiteró que la “posición inquebrantable y de principios” de la República Islámica con respecto a Irak es de “apoyo a la independencia, seguridad y soberanía” del país árabe.

La República Islámica siempre apoya al Gobierno y pueblo iraquíes, remarcó Raisi, y agregó que “la unidad y la integridad de Irak son cuestiones estratégicas que no deben ser dañadas”.

 

El presidente iraní puso de relieve que Teherán respalda cualquier mecanismo, legal y transparente, que pueda resolver los problemas y las disputas vigentes, surgidos en Irak tras las elecciones parlamentarais del 10 octubre.

Al-Kazemi agradece apoyo “incansable” de Irán a Irak

Al-Kazemi, por su parte, expresó su gratitud a Irán por su asistencia “incansable” a la nación iraquí y su apoyo a establecer estabilidad y seguridad en el país árabe.

Esta conversación telefónica se produce en medio de los continuos intentos para sembrar la inestabilidad en todo Irak; la acción más reciente al respecto fue un ataque con aviones no tripulados (drones) contra la residencia de Al-Kazemi en la Zona Verde de Bagdad, capital iraquí, un área que alberga embajadas extranjeras y oficinas gubernamentales.

Algunos partidos y los grupos de la Resistencia aseguran que EE.UU. y el régimen israelí están detrás del ataque contra la residencia de Al-Kazemi, quien salió ileso del “intento de asesinato”, tal como lo calificó el Ejército iraquí.

tmv/ncl/tqi/hnb