• Líderes de países árabes durante la 30 cumbre de la Liga Árabe en la capital tunecina, Túnez, 31 de marzo de 2019. (Fuente: AFP)
Publicada: viernes, 19 de abril de 2019 2:10
Actualizada: viernes, 19 de abril de 2019 21:34

El mundo árabe se une a la iniciativa de Pekín sobre su Nueva Ruta de la Seda donde el gigante asiático ocupa el primer lugar mundial en conectividad marítima.

Esta semana en Shanghái se realizó el segundo Foro Chino-árabe sobre Reforma y Desarrollo, en el que participaron representantes de círculos políticos, académicos y de negocios tanto de China como de varias naciones del mundo árabe.

Un total de 17 países árabes participantes en el foro firmaron acuerdos de cooperación con Pekín sobre su ambicioso plan de infraestructuras internacionales, estableciendo alianzas estratégicas o integrales con el gigante asiático.

Al respecto, al portavoz de la Cancillería china, Lu Kang, señaló que los representantes árabes “son conscientes de que la cooperación en las Nuevas Rutas de la Seda con China brinda inmensas oportunidades para avanzar en la reforma y acelerar el crecimiento”.

 

Por su parte, el secretario general adjunto de la Liga Árabe (LA), Jalil Thawadi, afirma que Pekín es el segundo socio comercial del mundo árabe. Solo en 2017, el trueque comercial entre las partes alcanzó volúmenes de 190 000 millones de dólares.

Este ambicioso proyecto chino se está expandiendo a nivel mundial. Está previsto que a finales de abril Suiza rubrique un acuerdo de cooperación bilateral con Pekín en este ámbito.

Sin embargo, en marzo, Italia fue centro de críticas por parte de sus aliados europeos al convertirse en la primera nación del Grupo de los Siete (G7) en unirse oficialmente al megaproyecto. 

En otra ocasión, Pekín había destacado la importancia de Rusia, por ser el más importante socio en el proyecto de la nueva Ruta de la Seda, insistiendo en la importancia de mantener a un alto nivel las relaciones entre ambos países.

La iniciativa china denominada Cinturón y Ruta de la Seda es un enorme proyecto comercial diseñado por China y lanzado en 2013, que pretende conectar Europa, Asia del Sur y Oriental, Asia Central, Oriente Medio y también a América Latina.

lvs/sjy/tqi/mkh

Comentarios