• El representante permanente sirio ante las Naciones Unidas, Bashar al-Yafari.
Publicada: lunes, 1 de junio de 2020 20:17

Siria denuncia que el Occidente e Israel han cambiado su estrategia de enfrentar a Damasco, y han pasado de una guerra subsidiaria a una confrontación directa.

Los Estados Unidos, el Reino Unido, Francia, Turquía y el régimen israelí han pasado la guerra subsidiaria y entrado en una confrontación directa con Siria, basada en acciones hostiles, ocupación militar directa y actos de vandalismo, sabotaje y saqueo de recursos naturales y quema de tierras de cultivo”, ha declarado este lunes el representante permanente sirio ante las Naciones Unidas, Bashar al-Yafari.

Esta declaración forma parte de la denuncia oficial que Al-Yafari ha presentado al secretario general de la Organización de las Naciones Unidas (ONU), y al presidente del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas (CSNU).

El texto añade que los helicópteros Apache del Ejército estadounidense han lanzado recientemente globos térmicos y han quemado campos agrícolas en varias aldeas que rodean la ciudad de Al-Shaddadi, situada al sur de la ciudad de Al-Hasaka, mientras los rebeldes sirios, apoyados por Turquía, incendiaron varios campos de trigo y cebada en Abu Rasin y Tal Tamir, dos ciudades que se encuentran en los campos de Al-Hasaka.

 

“Los crímenes y prácticas perpetrados por estos países y sus aliados alcanzan el nivel de crímenes de guerra y constituyen una violación a las normas del derecho internacional y una agresión directa a la soberanía, seguridad, independencia e integridad territorial de Siria”, ha enfatizado Al-Yafari.

Tanto el Gobierno como el pueblo sirios han expresado en reiteradas ocasiones su rechazo a la presencia militar de EE.UU. en su país, pero Washington sigue desplegando cada vez más refuerzos militares en el noreste de Siria, una zona conocida por poseer abundantes recursos petroleros.

mkh/ncl/mjs