• Dos cazas de la coalición liderada por EE.UU. sobrevuelan Siria.
Publicada: lunes, 28 de enero de 2019 0:20
Actualizada: lunes, 28 de enero de 2019 10:07

Al menos 13 civiles, niños incluidos, han muerto en un nuevo bombardeo lanzado por la llamada “coalición” liderada por EE.UU. en el este de Siria.

La denominada “coalición anti-EIIL (Daesh, en árabe) comandada por Estados Unidos, en un nuevo bombardeo realizado el sábado en la provincia oriental de Deir Ezzor mató a al menos 13 civiles, informó la agencia alemana de noticias DPA, citando a organizaciones pro derechos humanos sirios.

Más temprano, ese mismo día, la cadena de televisión kurda Rudaw TV reportó a su vez un ataque de la alianza occidental que lidera Washington en la localidad de Al-Baguz, sita en Deir Ezzor.

El medio kurdo informó de que el asalto ha dejado varias víctimas mortales entre la población civil residente de la citada localidad, niños incluidos.

La nueva masacre de civiles sirios se produce días después de que la cadena de televisión siria Al Ikhbariya, denunciara ataques de los aviones de guerra de la coalición de EE.UU. contra varios vehículos que transportaban a civiles que buscaban huir de Al-Baguz por los constantes asaltos estadounidenses en la zona. En dichos bombardeos decenas de sirios murieron o resultaron heridos.

 

Esos ataques se realizan en un momento en que el presidente de EE.UU., Donald Trump, anunciara que la misión estadounidense en Siria se cumplió, y que los militares de Washington iniciarán un retiro del país árabe.

El Gobierno de Siria, cuya lucha terrorista está próxima a su fin gracias a la ayuda de sus aliados como Rusia e Irán, exige el cese de los ataques de la coalición en el país árabe, y cuestiona su verdadero objetivo.

De hecho, la coalición opera desde 2014 en Siria sin el consentimiento del Gobierno sirio. Damasco ha reclamado en reiteradas ocasiones a la Organización de las Naciones Unidas (ONU) que denuncie y ponga fin a la presencia “ilegal” de Estados Unidos y sus aliados en el territorio sirio.

Mientras la coalición ha admitido haber matado a al menos 1114 civiles como resultado de las numerosas operaciones que llevan a cabo sus cazas desde 2014 en Irak y Siria, las cifras proporcionadas por la organización de periodistas independientes Airwars, indican que el balance de víctimas en esos dos países excede ampliamente el reconocido por la alianza occidental, considerando que habría que multiplicar los datos proporcionados.

mnz/rha/ncl/alg

Comentarios