• El portavoz del Kremlin (sede presidencial rusa), Dmitri Peskov, interviene en una entrevista con una cadena local.
Publicada: miércoles, 7 de noviembre de 2018 15:13

Rusia no ve “ninguna perspectiva de normalización” en sus relaciones con EE.UU., que atraviesan su peor momento desde la Guerra Fría.

“Podemos suponer con alto grado de certeza que no hay perspectivas brillantes para la normalización de las relaciones ruso-estadounidenses”, ha constatado este miércoles ante la prensa el portavoz del Kremlin, Dmitri Peskov.

El funcionario ha asegurado, sin embargo, que Moscú está abierto al diálogo, ya que a su juicio los muchos problemas existentes en las relaciones bilaterales entre ambos países, así como los relativos a la estabilidad y el control de armas, no se resolverán por sí mismos.

Sobre las elecciones de medio mandato de Estados Unidos, en las que la oposición demócrata se ha hecho con la Cámara de Representantes, mientras que el Partido Republicano mantiene el Senado, Peskov ha considerado poco probable que estos resultados compliquen aun más las relaciones entre Moscú y Washington.

Podemos suponer con alto grado de certeza que no hay perspectivas brillantes para la normalización de las relaciones ruso-estadounidenses”, ha afirmado el portavoz del Kremlin, Dmitri Peskov.

 

“Es poco probable que se logre agravarlas aun más y, pese a las fobias que hay en EE.UU., Rusia no ha interferido, interfiere ni interferirá en los procesos electorales de ningún país, incluido Estados Unidos”, ha asegurado el portavoz a la prensa.

Las relaciones entre Moscú y Washington se han tensado en torno (entre otros procesos) a la crisis de Ucrania y a las presuntas injerencias rusas en las presidenciales estadounidenses de 2016, que el Kremlin niega.

Rusia tacha de muestras de “histeria” las acusaciones de injerencia en el proceso electoral estadounidense y ha advertido de que tal actitud daña las relaciones bilaterales.

tmv/mla/krd/mjs

Comentarios