• Dimona, central nuclear de Israel ubicada en el sur de los territorios palestinos ocupados.
Publicada: viernes, 8 de noviembre de 2019 2:13

Israel y Arabia Saudí, cuyos arsenales nucleares secretos amenazan el mundo, no están calificados para hablar de transparencia, dice un diplomático iraní.

“Un régimen que no es signatario de ningún acuerdo de desarme y de no proliferación, y que también es el único poseedor de armas nucleares que impide la materialización de una región libre de armas nucleares en el oeste de Asia, no está calificado para sugerir a los países miembros (de la Agencia Internacional de Energía Atómica) para que se mantengan comprometidos con sus obligaciones y que cooperen con la Agencia”,ha dicho este jueves el embajador iraní ante las organizaciones internacionales radicadas en Viena, la capital austriaca, Kazem Qaribabadi, en reacción a las declaraciones del representante israelí ante la agencia.

Israel, de acuerdo con el diplomático persa, en principio debe “lavarse primero las manos de los crímenes que comete y de las armas de destrucción masiva que posee” para luego poder hacerse presente en una reunión como la de la Junta de Gobernadores de la Agencia Internacional de Energía Atómica (AIEA). Organismos independientes estiman que el régimen cuenta con entre 200 y 400 ojivas atómicas.

Qaribabadi ha reaccionado también ante la representación saudí que profesaba de la importancia de la cooperación cabal de Teherán con la AIEA. Arabia Saudí, ha recodado el diplomático, habla de la transparencia en las actividades nucleares, mientras los inspectores aún no tienen la autorización pertinente para inspeccionar las instalaciones nucleares saudíes.

LEER MÁS: Informe: Israel tiene 300 armas nucleares, incluidos misiles

LEER MÁS: ‘Armas de destrucción masiva de Israel, gran amenaza para la paz’

Un régimen que no es signatario de ningún acuerdo de desarme y de no proliferación, y que también es el único poseedor de armas nucleares que impide la materialización de una región libre de armas nucleares en el oeste de Asia, no está calificado para sugerir a los países miembros (de la Agencia Internacional de Energía Atómica) para que se mantengan comprometidos con sus obligaciones y que cooperen con la Agencia”, afirma el embajador iraní ante las organizaciones internacionales radicadas en la capital austriaca de Viena, Kazem Qaribabadi.

 

Eso mientras Irán tiene una amplia cooperación con la AIEA y, en promedio, recibe a diario a tres inspectores internacionales, ha matizado Qaribabadi.

LEER MÁS: La AIEA confirma que Irán no busca la bomba atómica

Como signatario del Tratado de No Proliferación (TNP), las actividades nucleares de Irán están bajo las constantes inspecciones de esta entidad internacional que ha corroborado, en reiteradas ocasiones, el cumplimento de Teherán de lo estipulado en el convenio nuclear Irán-Grupo 5+1—entonces formado por EE.UU., el Reino Unido, Francia, Rusia y China, más Alemania—, de nombre oficial Plan Integral de Acción Conjunta (PIAC o JCPOA, por sus siglas en inglés).

ask/lvs/mrz/alg

Comentarios