• El presidente de EE.UU., Donald Trump, firma un documento que restablece sanciones contra Irán tras retirarse del pacto nuclear, 8 de mayo de 2018.
Publicada: lunes, 11 de junio de 2018 9:50
Actualizada: lunes, 11 de junio de 2018 12:34

Irán le cuenta a Corea del Norte larga historia de EE.UU. en violar los acuerdos internacionales y la llama a “estar atenta” ante cualquier pacto con Washington.

En víspera de la primera cumbre entre los líderes de Corea del Norte y EE.UU. en Singapur, el portavoz de la Cancillería iraní, Bahram Qasemi, ha asegurado que Teherán saluda cualquier paso que permita superar la confrontación en la península coreana, pero ha advertido que Washington no es confiable.

“Saludamos el restablecimiento de la paz, la estabilidad y la seguridad en la península de Corea, al igual que el resto del mundo, y apoyamos cualquier paso que contribuya a alcanzar dichos objetivos”, ha precisado este lunes el vocero de la Diplomacia persa durante una rueda de prensa semanal en Teherán.

Ha afirmado no obstante, que la República Islámica “observa con pesimismo la conducta de EE.UU.”, y en particular a su actual Administración, dado la larga historia de este país en infringir las promesas y los acuerdos internacionales, incluido el pacto nuclear de 2015 alcanzado por Teherán y el Grupo 5+1 (EE.UU., el Reino Unido, Francia, Rusia y China, más Alemania).

“No podemos ser optimista respecto al comportamiento de EE.UU., por ello el Gobierno norcoreano tiene que estar atento”, ha subrayado Qasemi, haciendo referencia a la cumbre entre el líder de Corea del Norte, Kim Jong-un, y el presidente de EE.UU., Donald Trump, que va a abordar este martes las relaciones entre ambos países y la desnuclearización de Pyongyang.

Saludamos el restablecimiento de la paz, la estabilidad y la seguridad en la península de Corea, al igual que el resto del mundo, y apoyamos cualquier paso que contribuya a alcanzar dichos objetivos”, ha dicho el portavoz de la Cancillería iraní, Bahram Qasemi.

 

El pasado 8 de mayo, Trump decidió, pese a las advertencias internacionales, retirar a su país del acuerdo multilateral, firmado por su antecesor Barack Obama y consagrado por una resolución del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidos. Reanudó además, los embargos a Teherán y prometió imponerle al país “las sanciones más duras de la historia”.

De acuerdo a muchos observadores internacionales, la retirada de Washington del acuerdo con Irán podría socavar los esfuerzos para llegar a un pacto con Corea del Norte, bajo la teoría de que Estados Unidos hace compromisos y luego decide que no son convenientes.

ftm/ktg/mjs

Commentarios