• Un grupo de migrantes centroamericanos busca un lugar para cruzar la cerca de la frontera entre México y EE.UU., 30 de diciembre de 2018. (Foto: AFP)
Publicada: martes, 1 de enero de 2019 9:50

En 2018 unos 376 migrantes murieron en la frontera entre México y EE.UU. donde miles de personas están varadas en busca de llegar al suelo estadounidense.

La cifra de los muertos, proporcionada por el Proyecto de Migrantes Desaparecidos, aumentó en 28 personas en comparación con la de 2017.

Según el proyecto, una misión de la Organización Internacional para las Migraciones (OIM), 228 fallecidos en la zona murieron en la parte oriental de la frontera México-estadounidense y 148 en la occidental.

En 2018, hubo además 77 migrantes muertos en América Central, 32 en el Caribe y 27 en Suramérica, agrega el informe recogido el lunes por la cadena de televisión nicaragüense Tn8.tv.

Los datos en la frontera entre Estados Unidos y México son compilados por fuentes ubicadas en los condados de EE.UU., entre las que pueden mencionarse médicos forenses y oficinas de alguaciles, y también esos datos proceden de informes de los medios de comunicación locales.

La cifra se da a conocer cuando el presidente estadounidense, Donald Trump, ferviente partidario de mano dura contra la migración, ha blindado las fronteras del sur de su país para impedir la llegada de miles de migrantes que han partido de países como Honduras, Guatemala, El Salvador y Nicaragua con destino a Estados Unidos, donde pretenden solicitar asilo.

El Gobierno estadounidense ha autorizado incluso a sus soldados desplegados en la frontera con México el uso de “fuerza letal” contra migrantes, si lo creen necesario.

 

La guardia fronteriza de EE.UU. ha sido criticada por el uso de la excesiva fuerza contra los sin papeles detenidos por cruzar la frontera. Un vídeo, obtenido por The Arizona Republic, muestra cómo el personal de un albergue para niños inmigrantes arrastra a los menores por el suelo y empujan a un chico contra una puerta.

El propio Trump también está en el ojo del huracán por la muerte, en un solo mes, de dos niños inmigrantes guatemaltecos que estaban en custodia de la Agencia de Aduanas y Protección Fronteriza estadounidense (CBP, por sus siglas en inglés).

ftm/rha/nlr/mkh

Comentarios